Hubo cuatro ofertas para construir Bellas Artes

Los sobres fueron abiertos ayer y en 15 días se conocerá el ganador. Se presentaron la empresas Riva, Tappatá y Mocciola, y una UTE. El presupuesto oficial asciende a más de 2,3 millones de pesos.

En el acto de ayer se abrieron los sobres "A" que contienen los antecedentes técnicos y económico-financieros de cada empresa.
NEUQUEN (AN).- El municipio abrió ayer cuatro ofertas de empresas interesadas en construir la sede neuquina del Museo Nacional de Bellas Artes, y en 15 días anunciará la más conveniente para la ciudad. La previsión oficial es inaugurar el edificio antes de fin de año.

De ese modo, Neuquén capital se convierte en la primera localidad del interior en encarar un museo de arte con fondos exclusivamente estatales.

Presentaron sus propuestas las firmas Riva SA, Constructora Tappatá SA, Roque Mocciola SA, y la UTE integrada por R.J.Ingeniería SA y Lautec SRL, varias asociadas con prestigiosos estudios del país. El presupuesto oficial asciende a 2.363.544 pesos, del que la comuna reconocerá 1.500.000 pesos a quien resulte adjudicatario. El monto restante será completado con la entrega de la propiedad ubicada en Buenos Aires 160 que el municipio prevé dar en parte de pago a la firma ganadora.

Los pliegos dan opción a las constructoras de proyectar la obra en dos sitios, en el lote de Buenos Aires 160 o en el parque central. Teniendo en cuenta que las bases y condiciones del pliego otorgan a la última variante un puntaje sustantivamente mayor, se descuenta que los oferentes se inclinarán por potenciar la creatividad en el parque central.

El sector propiciado por el municipio mira hacia la calle Mitre, desde la callecita interna del parque a la altura de Córdoba hasta la Tierra del Fuego.

La comisión evaluadora está integrada por un miembro suplente y otro titular de las secretarías de Obras y Servicios Públicos (presidencia), de Economía y Gestión Urbana, y de Cultura y Turismo; de la dirección de Asuntos Jurídicos; del Museno Nacional de Bellas Artes y del Colegio de Arquitectos de Neuquén. A esta comisión ingresará la documentación filtrada, es decir ya analizada por una comisión ad hoc que tendrá a su vez 15 días para evaluar.

En el acto licitatorio de ayer se abrieron los sobres "A" que contienen los antecedentes técnicos y económico-financieros de cada empresa. Tras esta instancia, se abrirán los sobres "B" de las empresas que hayan pasado el primer examen y se conocerán los detalles económico y arquitectónicos de cada una.

La documentación de las triunfantes ingresarán luego a la comisión evaluadora, que definirá la mejor oferta económica y arquitectónica. Al final del trayecto, la adjudicataria tendrá 60 días de plazo para presentar el proyecto ejecutivo y de ser aprobado por el municipio, contará con 210 días corridos (siete meses) para entregar la llave en mano del emprendimiento.

La edificación fue una imposición del Museo de Bellas Artes a las ciudades de Neuquén y Córdoba cuando requirieron ser subsidiarias del organismo, de un puñado de localidades que quedaron fuera. Pero sólo la capital neuquina siguió el camino que le permite ser la primera sede del Museo del interior.

Desde entonces el local ha expuesto en esta capital obras de prestigiosos artistas, la última, vigente hasta marzo, del maestro holandés del claroscuro, Rembrandt. La de aquí es la muestra itinerante más importante de la Argentina, publicó La Nación. De otras publicaciones, la última fue la revista Caras, con el despliegue cultural de Neuquén ilustrado con una foto del intendente Horacio Quiroga, el secretario de Cultura Oscar Smoljan y Jorge Glusberg, gerente del Museo de Bellas Artes.

Algunos detalles del proyecto

La sede neuquina del Museo Nacional de Bellas Artes se desarrollará en una superficie aproximada de 1.800 metros cuadrados. Contará con una gran sala de exposición climatizada tecnológicamente para asegurar las mejores condiciones de conservación de las piezas de arte.

Se pretende, además, una arquitectura moderna y funcional, de líneas fuertes, y material noble en la estructura. Las preferencias están dirigidas a aquellos productos que aseguren las mejores condiciones de eficiencia, durabilidad y continuidad ante el uso permanente o el paso del tiempo.

También está previsto que el edificio cuente con sistemas de equipamiento, de comunicaciones, de informática, aire acondicionado, generador eléctrico, aislación térmica, acústica e hidrófuga. Las instalaciones deber estar concebidas con los más modernos estándares reconocidos en la construcción de salas de arte para lograr lo que se denomina "bioambientes".

Para el subsecretario de Cultura, Oscar Smoljan, la ejecución del edificio en el parque central lo convertirá en el centro cultural pues el Museo de Bellas Artes -indicó- compartirá el sector con el de la Ciudad, la sala Emilio Saraco y el Gregorio Alvarez. La importancia de esta licitación fue remarcada por Smoljan. (AN)


Comentarios


Hubo cuatro ofertas para construir Bellas Artes