Independiente: un Diablo en su infierno…





fútbol de afa

Independiente transita entre temores e incertidumbres tal cual el balance de la vuelta del plantel al entrenamiento, que fue a puertas cerradas por temores a la presencia de hinchas que puedan presionar a los futbolistas y al técnico Américo Gallego. Por otra parte, la dirigencia busca la continuidad del delantero Ernesto Farías, y la vuelta de Daniel Montenegro, que dejaría el América, de México. Recién cuando se iba del predio Santo Domingo, en Villa Domínico, Gallego pidió que dejen pasar a los periodistas ya que no se hicieron presentes hinchas, tal cual habían hecho rodar por las redes sociales. Por otra parte, Gallego promovió al volante Marcelo Vidal y al delantero Francisco Pizzini para encarar la semana previa al compromiso ante Colón. Vidal, volante central de la Reserva, y Pizzini, delantero de 19 años que ya tiene partidos en Primera, se entrenaron ayer mañana junto al plantel. Para encarar el último cotejo del año, el Tolo Gallego tiene pensado realizar varios cambios en el equipo además del obligado por el expulsado Julián Velázquez, aunque recién hoy comenzará a probar las distintas opciones. El presidente del club, Javier Cantero, empezó a intentar retener a Ernesto Farías para que siga al menos seis meses más ya que a fin de año vence el préstamo con Cruzeiro, que tiene la pelota de su lado, habida cuenta que determinará si le conviene dejarlo en Independiente o cederlo a préstamo a otro club.


Comentarios

Para comentar esta nota debes tener tu acceso digital.
¡Suscribite para sumar tu opinión!

Suscribite

Logo Rio Negro
Independiente: un Diablo en su infierno…