Jornada final del juicio por “La Escuelita” II

Luego sólorestará conocerel veredicto.

Archivo

NEUQUÉN (AN).- Los imputados tienen la palabra. Serán las últimas, cerrarán la etapa central del juicio y sólo restará conocerse el veredicto, cuya lectura no tiene un plazo previsto pero puede hacerse hoy mismo o en su defecto la semana que viene.

La audiencia de hoy está convocada para las 9 y tendrán que estar los 22 acusados (3 por video conferencia), militares, espías civiles del Ejército, gendarmes y policías de Río Negro.

Cabe consignarse que Osvaldo Antonio Laurella Crippa es un coronel retirado, pero fue acusado por su actuación en condición de jefe de la Policía de Neuquén, cargo que asumió el día del golpe militar, el 24 de marzo de 1976.

Existe el interrogante si el médico militar, retirado con el grado de coronel, Hilarión de la Pas Sosa, participará de la jornada. Ocurre que en las últimas semanas no asistió a las audiencias a causa de un problema de salud y el último informe al respecto indicó que estaba internado.

El momento de las últimas palabras es el tiempo que los jueces le dan al imputado para que se expresen, pero contempla algunas limitaciones. A diferencia de las indagatorias, en la apertura del juicio y cuando lo soliciten a lo largo del debate, como realmente ocurrió, no pueden retomar ese discurso ni leer ningún manifiesto.

En esta ocasión lo que hacen es dirigirse a los jueces eventualmente para pedir clemencia, expresar algún deseo o arrepentimiento.

El derecho a decir las últimas palabras es opcional y los acusados pueden o no hace uso del mismo. La expectativa está saber qué actitud asumirá cada uno, pero recién se resolverá cuando sea convocado por los jueces.

Según trascendidos de los 14 acusados que representan los defensores oficiales -Eduardo Peralta, Gabriela Labat y Alejandra Vidales- ninguno tomará el ofrecimiento de hablar. En las audiencias sí lo hicieron algunos, tal el caso de los comisarios Alberto Camarelli, Enerio Huircaín, Miguel Ángel Quiñones y Julio Héctor Villalobo.

Los otros que hablaron en indagatoria fueron Gustavo Vitón, Jorge Eduardo Molina Ezcurra, el gendarme Emilio Jorge Sacchitella y el espía del Ejército Raúl Antonio Guglielminetti.

También dio su versión el comisario Oscar Ignacio del Magro, defendido por Rodolfo Ponce de León.

Cabe recordar que se le suspendió el juicio a Luis Alberto Farías Barrera, quien si bien comenzó a ser juzgado con el correr de los meses fue exceptuado por enfermedad. También por cuestiones de salud fue exceptuado Mario Alberto Gómez Arena.


Comentarios


Jornada final del juicio por “La Escuelita” II