Kirchner anunció un plan de ayuda para Santa Fe 14-6-03



SANTA FE (DyN) - El presidente Néstor Kirchner llegó ayer a Santa Fe con un subsidio de casi 3 millones de pesos (890 euros) para la edificación de viviendas y planes de reconstrucción de la ciudad por las inundaciones, mientras grupos de vecinos volvieron a protestar por ayuda y aumentan las enfermedades infecciosas. En su visita de casi más de tres horas Kirchner evitó realizar declaraciones sobre las elecciones que aquí se harán el próximo 7 de septiembre, o efectuar otras consideraciones políticas, y optó por reunirse con representantes de los inundados que reclamaban ayuda en la puerta de la Casa de Gobierno provincial. Kirchner fue recibido por el gobernador Carlos Reutemann, quien ayer se reincorporó a sus funciones tras guardar cama por un cuadro de leptospirosis, y cuando juntos llegaron a la Casa Gris, sede del Ejecutivo, una manifestación de inundados que reclamaba ayuda financiera los esperaba en la puerta. Los encargados de la seguridad de la gobernación condujeron entonces a los mandatarios hacia una puerta trasera, pero Kirchner -tras mantener una reunión privada con Reutemann durante 40 minutos- pidió que hicieran pasar a cuatro manifestantes para que expusieran sus reclamos. El Presidente -que también dejó un listado de futuros aportes de la Nación a Santa Fe para obras de defensa, líneas de crédito para comercios, ayuda a productores, becas educativas y aparatología médica por 320 millones de pesos, aclaró que esta ayuda "no tiene color político, sino que sale de la conciencia de solidaridad de los santafesinos". "Sé lo que están pasando, sé la bronca que da perder todo, sé que se sienten solos y desamparados", le dijo Kirchner a los santafesinos, y aclaró que desde la Nación "venimos a ayudar con humildad y responsabilidad para tratar de dar todo lo que se necesite para recuperar esta ciudad. Y esto no lo trae un Presidente ni un partido determinado". Consultado sobre las campañas proselitistas en marcha en diversas provincias para las elecciones locales, sostuvo: "Le haría muy mal a todos los argentinos si me muestro preocupado por las campañas o los candidatos" y con eso cerró la ronda de preguntas de índole política. Por otra parte, agradeció el trato que recibió de los santafesinos: "Me sentí bien, me sentí como en casa". Es que desde su aterrizaje a las 11.40 en el aeropuerto de Sauce Viejo, Kirchner fue acompañado y saludado por manifestantes, aunque el mismo no fue dirigido al gobernador, a quien una mujer increpó duramente por la falta de ayuda financiera a los damnificados. Por otra parte, los ministros del llamado "gabinete social" que acompañaron al primer mandatario se reunieron con sus pares provinciales para acordar la implementación de los programas de ayuda y evaluar la situación actual. En tanto, desde el Centro Operativo de Salud (COS) se informó que 5.578 personas seguían alojadas en 102 centros de evacuados. Precisamente, el presidente Kirchner visitó uno de esos centros que funciona en una sede del gremio UPCN, donde recibió más saludos de la gente y varios reclamos de ayuda. El COS también indicó que hasta hoy se notificaron 181 casos de hepatitis (25 en centros de evacuados), 35 diarreas sanguinolentas, 26 de varicela y se confirmaron 117 casos de leptospirosis, por lo que se mantienen en pie las campañas de control y prevención de enfermedades.

Subsidios, créditos y medidas especiales

El gobierno adelantó un plan de ayuda a Santa Fe para paliar la situación de las personas perjudicadas por la inundación, otorgando un subsidio directo por 50 millones de dólares, 890.000 euros para la construcción de viviendas y aumentar a 300 pesos las jubilaciones de menor monto por 90 días. La provincia recibió en concepto de subsidio directo la suma de 50 millones de dólares correspondiente a un crédito del Banco Mundial, respecto del cual el Estado Nacional ha decidido hacerse cargo de su pago. Por su parte, Hacienda depositó 15 millones de pesos correspondientes a la suma fija del 13% dispuesta para provincias que no ingresaron en la reprogramación de la deuda pública provincial, en tanto el Banco Nación instituyó un fondo fiduciario para financiar a los productores tamberos hasta un monto individual de 10 mil pesos. El monto total asciende a 12 millones de pesos. El Ministerio de Educación dispuso becas por 3 millones de pesos y comprometió para los próximos diez días el envío de 150.000 pesos para la compra de equipamiento escolar. El gobierno nacional dictó además una serie de medidas destinadas a paliar la crisis que padecen los pobladores de la provincia, como la condonación de deudas, la duplicación del monto de asignaciones familiares, la declaración de la emergencia ocupacional y el pago de subsidios a jubilados.


Comentarios


Kirchner anunció un plan de ayuda para Santa Fe 14-6-03