Kirchner evoluciona en forma favorable de su dolencia gástrica

Hoy o mañana podría ser dado de alta. Igual le harán una biopsia



El presidente Néstor Kirchner continúa evolucionando favorablemente de la gastroduodenitis aguda que obligó a su internación en el Hospital Regional de Río Gallegos y será dado de alta hoy o mañana, de acuerdo al último parte médico.

La primera dama, la senadora Cristina Fernández, confesó ayer que vivió la afección de Kirchner con "honda preocupación", aunque aclaró que ahora las cosas están bien y ratificó que la decisión sobre el alta del Presidente la tomará el médico Luis Buonomo.

Al brindar el segundo parte del día, el médico personal del jefe de Estado, informó que "la evolución continúa siendo satisfactoria, no hubo evidencia de resangrado y los parámetros fisiológicos se encuentran dentro de lo normal".

Agregó que los glóbulos rojos se siguen recuperando "lentamente como debe ser", y en ese sentido destacó que "hace ocho horas estaban en 32.8 y ahora alcanzaron 33.1, es lo esperado".

El profesional también adelantó que, por precaución, se le tomarán muestras de la zona afectada para realizar una biopsia, cuyos resultados demorarán varios días. "Para este procedimiento la biopsia forma parte de la rutina. La biopsia tiene un mayor grado de certificación, y su resultado va a llevar un procedimiento, y probablemente sus resultados estén después de su alta", continuó.

"La idea es que se pueda estar yendo entre mañana (por hoy) y el miércoles. Como entramos en el período de las posibilidades de sangrado, además de los parámetros clínicos y de laboratorio le vamos a repetir una nueva videoendoscopía para revaluar las condiciones de la mucosa, toma de biopsias e investigaciones que siempre se hacen con este procedimiento", precisó.

Resaltó que el Presidente podrá retornar en avión a Buenos Aires, debido a que las condiciones de presurización de la cabina anulan los efectos de la altura, aunque insistió en que no podrá viajar a Bolivia -donde tenía previsto firmar un acuerdo con su par, Carlos Mesa- por el alto nivel sobre el mar en que se encuentra ese país, que podría afectarlo.

Por su parte, la primera dama reconoció además que en los primeros momentos de la internación del jefe del Estado ella no hablaba con la prensa porque, simplemente, "no tenías ganas" porque "más allá de que es el presidente de la República -dijo-, lo cierto es que es mi marido". "Ningún ministro ni familiar puede salir a hablar con propiedad de la salud del Presidente", justificó la senadora, al ser consultada sobre el silencio oficial durante las primeras horas de internación de Kirchner que, sin embargo, para la primera dama, "no fue tanto tiempo, en definitiva".

El jefe del Estado fue internado el jueves a la noche en el hospital de la localidad de El Calafate y al día siguiente fue trasladado en un importante operativo de seguridad y sanitario hacia la ciudad de Río Gallegos, aquejado por una "gastroduodenitis erosiva secundaria".

Ayer, al romper el silencio público que mantuvo durante seis días, Fernández de Kirchner aseguró, por otra parte, que "todos los temas están controlados" y que no hay "ninguna preocupación por las cuestiones de gobierno".

La esposa del Presidente explicó entonces que antes de hablar a la prensa había que tener un "cuadro de situación, porque nos parecía absolutamente irresponsables" hacerlo y generar "dudas e incertidumbre", agregó.

Cristina Fernández confirmó luego los dichos del médico, al afirmar que "a más tardar el miércoles" el jefe de Estado será dado de alta y adelantó que ni bien se cumpla ese trámite Kirchner "viajará inmediatamente a Buenos Aires" y se quedará "en Olivos". "Por ahora -aclaró-, están suspendidos todos los actos y los viajes".

Confió después que "los peores días fueron el jueves y el viernes", al ser consultada sobre el ánimo por el cual transitaron en estos tiempos. Relató entonces que todo se inició "el lunes cuando fue al dentista y comenzó un tratamiento de conducto que duró dos horas y media, pero el martes se le complicó y tuvieron que volver a trabajar en la boca otras tres horas y media, lo que lo afectó muchísimo".

(DyN/Télam)

Nota asociada: Las FF. AA. darán apoyo técnico a Solá para combatir la delincuencia  

Nota asociada: Las FF. AA. darán apoyo técnico a Solá para combatir la delincuencia  


Comentarios


Kirchner evoluciona en forma favorable de su dolencia gástrica