“La actividad del volcán podría estar relacionada con el terremoto de 2010”

Lo aseguró Jorge Romero Moyano, geólogo y director del portal web de difusión científica Geohiggins.com de Chile. Analizó cómo se comportará la erupción durante los próximos días.



#

Foto tomadas por Ingrid Silva el domingo en Lago Ranco.

Erupción del volcán Puyehue

1.- La disminución en la intensidad de la erupción que se observa en las últimas horas, ¿estaría significando que la actividad del volcán está bajando hacia un estado de remisión?

Tanto en los informes emitidos por SERNAGEOMIN (Servicio Nacional de Geología y Minería, Chile) se ha comunicado que la columna se presenta más baja que los días anteriores, disminuyendo de 10-12km a 7.5 en las últimas horas, lo que sumado a los antecedentes aportados por las imágenes satelitales GOES 8 -12, en donde se muestra una pluma de dispersión más reducida, indicarían que el volcán estaría descendiendo su actividad, al menos en este período.

2.- Ayer en algún informe que recibimos desde Chile se nos indicaba que la disminución de la actividad no necesariamente podría ser permanente, y que no se descartaban erupciones iguales o superiores a las anteriores en intensidad. ¿Qué posibilidad hay de que este segundo escenario se de?

Este volcán y otros que han estado en una condición de eruptividad explosiva, se caracterizan por presentar una o varias explosiones, ya sean estas alternadas o continuas. En muchos casos, como en la erupción del volcán Hudson en 1991 y en la misma erupción del Puyehue en 1960, se han producido períodos de baja actividad entre las explosiones, por lo que no se podría descartar que esto también suceda cuando la actividad haya declinado.

3.- ¿De qué manera se monitorea en el terreno la actividad del volcán y en función de qué datos se sacan conclusiones? ¿Hay manera de medir la cámara de magma que está presionando, y saber aproximadamente la cantidad de material que está en condiciones de ser expulsado?

Hay varias formas de medir la actividad en terreno. En el caso del Sernageomin, este está utilizando las redes sismológicas, las cámaras de vigilancia visual, los sobrevuelos y actividades de terreno, el monitoreo satelital de las cenizas y los gases volcánicos, el monitoreo continuo de los cauces que bajan del volcán, entre otros. Sin embargo, existen también opciones como el muestreo de gases volcánicos y la implementación de estaciones de GPS para medir los cambios que sufre el volcán en su estructura externa.

La actividad interior del volcán respectiva a la cámara de magma puede ser medida y de cierta forma, interpretada a través de la sismicidad. Cada sismo tiene una relación con lo que ocurre bajo el volcán.

En tanto, la cantidad de magma que posee un volcán es más o menos limitada en cada uno de ellos, pero hay que considerar que erupciones como estas muchas veces liberan una parte de ese reservorio. De tal forma solo se puede determinar la cantidad aproximada de material que emite una erupción al medir el volumen con datos de terreno, posterior a que esta ocurre. Bajo estos antecedentes, se puede estimar el volumen que puede tener esa cámara.

4.- Los volcanes que se encuentran en alerta temprana, han mostrado algún tipo de modificación en su actividad como para pensar en la posibilidad de alguna erupción en el futuro cercano? ¿La actividad del Puyehue puede generar un incremento en la actividad de otro volcán, o cada uno está totalmente asilado y es diferente en su morfología y condición al resto?

Los volcanes que presentan otros niveles de alertamiento para nuestro territorio, sea este verde o amarillo, están lejos de entrar en erupción con prontitud. Si la alerta es verde, pueden pasar años incluso antes de que pueda comenzar la actividad eruptiva en el volcán y en la mayoría de los casos, esto puede tomar décadas.

5.- Volcanes como Lanín o Tronador en Argentina ¿están activos con la posibilidad de tener mayor actividad en el futuro cercano?

Respecto al volcán Tronador, su última erupción es desconocida aunque se piensa que habría ocurrido en el Holoceno, es decir, hace más de 10.000 años, por lo cual estaría en proceso de erosión. En este caso, es un volcán que se puede considerar geológicamente activo, pero con muy bajas probabilidades de entrar en actividad.

En el caso del Lanin, se cree que tuvo actividad aproximadamente en el 540 después de cristo, datada por radiocarbono, por lo cual su actividad sería histórica y se le puede considerar como un volcán activo.

Es necesario considerar que en Chile existen alrededor de 2000 volcanes, muchos de los cuales se sitúan en la frontera con Argentina y también otros países como Bolivia. De ellos, al menos 500 serían geológicamente activos y unos 60 tendrían historia eruptiva reciente (fuente, Sernageomin).

Es por esto, que seguirán ocurriendo erupciones volcánicas en los andes centrales y sur, muchas de ella con incidencia en territorio Argentino por la fuerte influencia de los vientos. Es de esperar, que erupciones como la del Chaitén y Puyehue, se repitan solo cada varias décadas y no muy frecuentemente.

Tanto la actividad de los volcanes Puyehue como Planchón-Peteroa, están posiblemente relacionadas al terremoto del 27 de Febrero de 2010. En el caso de los que están más al sur, como el Chaitén, son controlados por la Falla de Liquiñe-Ofqui, la cual en períodos ha sido bastante activa y se ha relacionado a erupciones que ocurran sobre ella.

La erupción del Cordón Caulle – Puyehue, no debería preocuparnos que existan erupciones en otros volcanes. Este no tiene incidencia en más lugares que en el propio, es decir, tiene su propio sistema y lo afecta únicamente. Si existen otros centros muy cercanos a este cordón, que posiblemente puedan estar relacionados entre sí y que son activos. Ellos deben ser monitoreados, por lo pronto solo debemos esperar que esta erupción finalice.

La actividad puede prolongarse por meses o incluso años, pero de una forma mucho más pasiva, posiblemente con emisión de lava que solo se ubicaría dentro del mismo complejo volcánico. La fase eruptiva explosiva suele durar pocas horas (entre 48-72) y posteriormente desciende la actividad.

Por Erica Sánchez para Tiempo Patagónico


Comentarios


“La actividad del volcán podría estar relacionada con el terremoto de 2010”