La CEB pide a la provincia prorratear el peaje para bajar el precio

SAN CARLOS DE BARILOCHE (AB).- La Cooperativa de Electricidad de esta ciudad pretende abaratar sus tarifas y buscará presionar al gobierno provincial con el apoyo de miles de usuarios locales a fin de lograr una rebaja en el costo del peaje y de la reserva fría.

El cuerpo de delegados de la CEB elaboró un petitorio e inició esta semana una campaña apuntalada con abundante publicidad que ya logró reunir unas 5.000 firmas de adhesión.

La idea es llevarle el planteo al gobernador Pablo Verani la semana próxima y apuntalarlo también con un apagón en toda la ciudad, promovido por la propia prestadora eléctrica.

El presidente de la CEB, Leonardo De Ferrariis, viene denunciando desde hace un par de meses que por imposición del contrato de concesión con la provincia los barilochenses deben pagar 1,8 millones de pesos anuales de peaje para surtirse de energía de la fuente de alimentación en Alicurá.

Ese monto representa un 11 por ciento de la tarifa, y otro 6 por ciento corresponde a la capacidad de generación propia o "reserva fría", que la CEB debe mantener ante una emergencia debido a que la ciudad no tiene líneas alternativas de provisión.

En la audiencia para la revisión de la tarifa de Edersa, De Ferrariis propuso reformar la ley marco para que esos costos sean prorrateados en toda la provincia y dejen de pagarlos sólo los barilochenses por su desventajosa ubicación geográfica.

En la CEB aspiran a que la provincia reformule el marco regulatorio para corregir las "asimetrías" del peaje y la reserva fría. Sostienen que sin esas distorsiones la tarifa eléctrica en Bariloche podría bajar hasta un 20 por ciento. El beneficio sería mayor para los sectores de menor consumo.

Desde hace tiempo, el alto precio de la electricidad es motivo de una fuerte polémica en esta ciudad y llevó a la legislatura provincial a constituir una comisión investigadora.

Un empresario local, Diego Fenoglio, también realizó un estudio propio sobre la estructura tarifaria y denunció que la luz en Bariloche es una de las más caras del país por sobrecostos de los que responsabiliza a la CEB.

Consultado ayer por este diario, Fenoglio dijo que le parece "bárbaro" el reclamo de la prestadora para reducir el costo del peaje y la reserva fría, pero advirtió que "con eso solo no alcanza".

A su juicio, también es posible hacer ajustes en el propio costo operativo de la CEB, que es el mayor componente de la tarifa. Tiempo atrás Fenoglio observó que los empleados de la concesionaria tienen altísimas escalas salariales, que recaen sobre el precio del servicio.

Recordó que desde 1998 la CEB viene aplicando rebajas periódicas de tarifas de acuerdo a un cronograma establecido por el EPRE y que "podría bajar más si revisara sus costos".

A su juicio, "el problema grande que tienen es que crearon otras empresas que son deficitarias (como la de saneamiento urbano, telecomunicaciones e ingeniería y servicios) y deben compensarlas con el rédito producido por el servicio eléctrico".

Fenoglio se quejó también de que el cuerpo de delegados no aceptó hacer un debate abierto para discutir los números de la CEB "frente a toda la comunidad". También dijo que le negaron el acceso a documentación que considera clave para profundizar su indagación y que está decidido a recurrir a la justicia para obtenerla.


Comentarios


La CEB pide a la provincia prorratear el peaje para bajar el precio