La construcción creció casi un 12% en Río Negro

Bariloche lidera, seguido por Cipolletti y Roca.



VIEDMA (AV).- Pegar ladrillos está de parabienes en Río Negro, pues los índices de construcción así lo certifican. Casi un 12% de aumento es el registro oficial que posee la Dirección de Estadística y Censos de la provincia según las variables del primer semestre del año respecto del mismo período del año anterior.

La última medición determinó un total de 166.855 metros cuadrados sobre 1.139 permisos otorgados por los principales municipios de la provincia, lo cual marca un ascenso sobre una superficie de 150.064 y 1.051 permisos de 2004.

En los primeros seis meses de este año, las construcciones nuevas superaron a las ampliaciones. El sueño de la casa propia se llevó la delantera con 92.879 metros cubiertos. La oferta de locales engrosaron 36.666 metros. El remanente se conformó por otro tipo de construcción como talleres, hotelería y lugares de gastronomía.

Junto con las viviendas individuales -749 permisos- se registró una tendencia positiva en la necesidad de levantar comercios con 94 casos, luego las multiviviendas sin locales con 86 permisos y un importante refuerzo en la infraestructura hotelera con 50 permisos.

En cambio, en las ampliaciones se notó un mayor movimiento del rubro albañilería en los locales, con 20.355 metros cubiertos sobrepasando al sector viviendas.

Las declaraciones determinaron que la ciudad de Bariloche encabece el ranking de crecimiento con 461 permisos y 57.833 metros cubiertos. Justamente corresponden a esa ciudad los 50 permisos de hotelería.

En segundo lugar se ubicó

Cipolletti con 175 permisos y 44.042 metros, el tercer lugar correspondió a General Roca con 115 permisos y 30.418, Viedma obtuvo más permisos (198) pero menor superficie construida con 21.731 metros. Por último Villa Regina denunció 90 solicitudes y 12.831 metros. En casi todos estos casos, el mayor incremento correspondió a viviendas.

Para las mediciones, los expertos de la Dirección de Estadística y Censos calificaron a las multiviviendas como la edificación de departamentos.

En los registros tuvieron menor incidencia las industrias y talleres, almacenajes y galpones sin destino.

En el caso de las industrias -que también forjan el crecimiento económico en otro sentido- se construyeron 26 edificios con 8.071 metros cuadrados. Los galpones representaron más permisos, en total 31, pero con menor extensión ya que se llegó 6.919 metros.

Casi insignificante fueron las obras sobre locales de transporte, recreación y deportes y de cultura y espectáculos.

Estas son las únicas cifras conocidas oficialmente, por cuanto según los expertos en mediciones de esta naturaleza no se pudieron contabilizar los incrementos de Las Grutas donde extraoficialmente el sector también determinó un crecimiento. Sin embargo, la municipalidad de San Antonio Oeste sólo remitió al organismo provincial las cifras de 2003.

Tampoco vienen comunicando habitualmente las inspecciones otros municipios como Cinco Saltos, Río Colorado, Ingeniero Jacobacci, El Bolsón o Allen; donde la actividad tiene su reflejo por el sólo hecho de que entre el año pasado y el actual se vienen levantando gran cantidad de unidades habitacionales solventadas por el Fondo Nacional de la Vivienda (Fonavi).

Casi pleno empleo

VIEDMA (AV).- El furor de la construcción ha permitido que la familia del sector se sienta bien de ánimo. La UOCRA ha tenido que apelar a cursos para formar y perfeccionar a su gente ante las necesidades de pegar ladrillos y levantar paredes.

Las necesidades actuales se remiten a "changarines", medio-oficiales, oficiales, carpinteros; es decir todas las especialidades vinculadas al rubro de los albañiles.

En una de las tantas reuniones que el gremio de la construcción mantuvo en la Secretaría de Trabajo de Río Negro con los empresarios, dio cuenta de una realidad menos caliente, de un importante volumen de obra, y trascendió que la desocupación en esta ciudad se remite a apenas 14 personas cuando años anteriores, los desempleados del ramo sumaban a 300 o 400.

El casi pleno empleo no significa que haya que "importar" mano de obra porque en términos generales se sabe que tampoco hay mucho disponible, pues en las regiones aledañas a Río Negro existe un fenómeno similar del "boom" constructivo.

En esto también han tallado fuerte los municipios que han pedido al gobierno provincial la posibilidad de privilegiar la mano de obra local en la construcción de viviendas.

"El cemento y el hierro empujan más", afirman

VIEDMA (AV).- El crecimiento de este rubro es "notorio y hoy por hoy es la industria que más está trepando", afirmó el presidente de la filial Río Negro de la Cámara Argentina de la Construcción, Juan José Castelli.

No obstante, aclaró que "estamos llegando a los valores del año 1998, porque todoS estos aumentos están dados sobre pautas de años anteriores sobre 2001, cuando durante ese momento de la vida de los argentinos el crecimiento representó un cero".

El empresario mencionó que tanto la industria del cemento como la producción de hierro "marcan un importante avance" quizá "más allá de lo que dicen los permisos de la construcción".

Admitió que el puntapié lo dieron los fondos incautados por el "corralito" financiero, dado que "el envión del 2003 fue obviamente la salida de ese dinero, y hoy también se está viendo en determinados lugares como Rosario, Neuquén, Córdoba o Bahía Blanca; se están haciendo más de 100 edificios en propiedad horizontal".

El empresario indicó que "evidentemente al no haber un circuito financiero con el ofrecimiento de tasas positivas, el que tiene alguna diferencia en la rentabilidad del trabajo lo está volcando a la construcción".


Comentarios


La construcción creció casi un 12% en Río Negro