La esposa de Mubarak promete entregar su fortuna al Estado

Firmó poderes para que se pueda retirar el dinero que poseen en las cuentas bancarias y vender un chalé. Ella, igual que su marido, permanece internada y con detención preventiva en un hospital a orillas del Mar Rojo.



#

Las autoridades pusieron hoy a Suzanne Thabet en detención preventiva. (Foto AP)

Egipto

Suzanne Thabet, esposa del presidente egipcio derrocado Hosni Mubarak, prometió el lunes entregar su fortuna al Estado, unos días después de comenzada su detención preventiva en el marco de una investigación por corrupción, informó la agencia oficial Mena.

“Suzanne Thabet, esposa del ex presidente Hosni Mubarak, firmó tres poderes a Asem al Gohari, jefe de la autoridad anticorrupción (del ministerio de Justicia, NDLR), autorizándolo a retirar el dinero de las cuentas de dos bancos y a vender un chalé que posee” en El Cairo, indicó Mena.

Suzanne Thabet, de 70 años, está en observación en el hospital de Sharm el Sheij, a orillas del Mar Rojo, en donde fue ingresada el viernes tras un crisis cardíaca. Las autoridades la acababan de poner en detención preventiva.

Suzanne Mubarak está en terapia intensiva. Su marido, Hosni Mubarak también se encuentra en detención preventiva en este mismo hospital tras haber sufrido un problema cardíaco.

Derrocado el 11 de febrero por una revuelta popular, Mubarak es interrogado en el marco de una investigación por corrupción así como por la represión de las manifestantes que reclamaban su partida.

Según un balance oficial 846 civiles murieron en las manifestaciones de enero y febrero y más de 6.000 personas resultaron heridas.

De su estado de salud depende que ambos sean transferidos a una prisión, según las autoridades.

Según Mena la pareja firmó, durante sus interrogatorios, declaraciones en árabe, inglés y francés que echan luz sobre sus cuentas bancarias en Egipto y en el extranjero.

Los dos hijos de la pareja, Alaa y Gamal, están también en detención preventiva, pero en la prisión de Tora, en la periferia sur de El Cairo.

La pareja Mubarak, sus hijos y sus esposas tienen prohibido dejar Egipto. Sus haberes en el país fueron congelados.

Antes de la revuelta Gamal era considerado como el sucesor designado de su padre, mientras que Alaa se concentraba en los negocios.

Numerosos ministros de Mubarak, dirigentes de su partido político y empresarios cercanos al antiguo régimen son objeto de diferentes medidas judiciales.

Dos ex ministros -el de Interior, Habib el Adli, y el de Turismo, Zoheir Garranah- ya fueron condenados respectivamente a 12 y 5 años de prisión por malversación de fondos.

AFP.-


Comentarios


La esposa de Mubarak promete entregar su fortuna al Estado