La exportación de lana cierra con ingresos en baja

En once meses se embarcaron 22.016 toneladas por 176 millones de dólares. China fue el principal cliente.

#

Zafra 2012 / 2013

Transcurridos once meses de la zafra 2012/2013, las exportaciones de lana con origen en el campo argentino acumularon un volumen de 22.016 toneladas limpias y reportaron ingresos por 176,1 millones de dólares. Cuando apenas falta contabilizar un mes para el cierre del año productivo –que va de julio del 2012 a junio del 2013–, los guarismos resultan prácticamente similares a los alcanzados en la zafra anterior en cuanto a volumen negociado, pero con ingresos muy por debajo de los acumulados en el período anterior. Cabe recordar que el año pasado se exportó lana por 225 millones de dólares, conseguidos a través de la venta de 23.466 toneladas de producto. En la temporada anterior se obtuvo un valor de venta promedio de 9.587 dólares por tonelada de lana comercializada, mientras que este año esa cifra se ubicó apenas por encima de los 8.000 dólares. La diferencia entre los promedios de venta de las últimas dos zafras representó una caída del 16% en los valores alcanzados en los distintos mercados externos. En el detalle de las exportaciones realizadas este año, las estadísticas proporcionadas por la Federación Lanera Argentina (FLA) consignan que de lana sucia se vendió un total de 6.143 toneladas, que dejaron ingresos por 44 millones de dólares. No obstante, el grueso de las ventas acordadas en la última temporada correspondió a lana peinada, con un volumen de 12.170 toneladas, que reportaron 115 millones de dólares. La comparación entre ambos productos demuestra la importancia de agregar valor en origen a la producción, ya que mientras por cada tonelada de lana sucia los compradores desembolsaron 7.172 dólares en promedio, la lana peinada alcanzó un precio de venta de 9.473 dólares por tonelada, con un diferencial del 32%. Según el informe sectorial de la Federación, el principal destino para la lana argentina fue China. Al país asiático se embarcó un total de 6.322 toneladas en once meses, por las que pagó 45 millones de dólares. El mayor volumen de compras de China fue de lana sucia, de la que adquirió 3.114 toneladas. Este destino en particular se quedó con una participación del 28% en el total de ventas externas de lana desde la Argentina. El segundo destino en importancia fue Alemania, con importaciones por 3.851 toneladas y un desembolso de 33,3 millones de dólares. En este caso en particular, las compras estuvieron orientadas a lana peinada, con un volumen de 2.690 toneladas. Italia se subió al tercer escalón del podio, con compras que totalizaron 3.671 toneladas e ingresos por 32,4 millones de dólares. Para destacar es la aparición de Uruguay en el cuarto puesto en cuanto a volumen de compras. El país oriental es productor lanero y en cierta forma competencia para nuestro país. Sus importaciones, que alcanzaron las 1.477 toneladas por 10,5 millones de dólares, fueron casi en su totalidad de lana sucia, la que luego es acondicionada y vendida a mercados externos para quedarse con el diferencial de precio que le aportó la industria de aquel país. El universo de clientes para la lana argentina alcanzó a 31 destinos en el último año, y allí aparecen lugares remotos como Tailandia, Djibouti, Bangladesh y Corea del Sur, por mencionar algunos de ellos. En el detalle de las exportaciones de acuerdo con el micronaje de las lanas comercializadas, el informe de FLA destaca que el 26% de las ventas, esto es unas 5.600 toneladas, correspondió a las que van desde los 20 a 21,90 micrones. Además, el 80% de lo vendido se ubicó en la franja que arranca en las 20 micras y va hasta las 32,5 micras. Según el trabajo de la Federación, el 66% de las exportaciones se realizó por puertos no patagónicos, entre los cuales el principal fue el de Buenos Aires, desde donde fueron embarcadas 12.549 toneladas de lanas (86% del total). En tanto que Puerto Madryn concentró casi el 100% de los despachos por puertos patagónicos, dando salida a 7.484 toneladas, en su mayoría de lanas peinadas. (Redacción Central)


Comentarios


La exportación de lana cierra con ingresos en baja