La madre de Chambi y un reclamo que no cesa

ROCA (AR).- La madre del joven de 16 años que a mediados de diciembre murió luego de haber sido atendido en el hospital de Choele Choel a causa de un dolor de garganta y unas líneas de fiebre, sigue pidiendo justicia, y acusa de mala praxis a los doctores que atendieron a su hijo. Luego de no obtener avances en la causa, la mujer de Beltrán decidió desestimar la asesoría legal otorgada por el estado y se contactó con el abogado Mario Alvarez, de Roca.

Según se informó, se solicitarán nuevos llamados a testigos y, de ser necesaria, una nueva autopsia al cuerpo. Igualmente, los plazos legales se encuentran en un impasse, dada la feria judicial.

Se trata de Richard Chambi, un joven boliviano que el lunes 15 de diciembre, se acercó al hospital de Beltrán a partir de una malestar general. Según comentó María Luisa Martínez, madre de Richard, el joven no recibió una buena atención y, luego de una tarde completa de espera, le diagnosticaron anginas y le sugirieron que tomara una aspirina.

Cabe aclarar que durante el fin de semana, Richard había ayudado a su familia con los trabajos en la chacra y, el domingo, había jugado sin problemas un partido de fútbol en el predio de la comunidad boliviana en Beltrán.

El martes, Richard amaneció con vómitos, por lo que su madre, recordando la atención en la sala de emergencias del hospital de Beltrán, se dirigió directamente al de Choele Choel. Según dijo Martínez, le aseguraron que los síntomas eran normales a partir de la fiebre que el joven había sufrido la noche anterior, y le administraron dos inyecciones: una en el brazo y otra en la pierna. Allí, según comentó la mujer, comenzaron los problemas.

En los próximos dos días, Richard pasó de una angina a una derivación urgente al hospital de Roca, muriendo en el trayecto. Alrededor de la inyección de la pierna, según relató su madre, la piel cambió de color, con un morado intenso, tomando la zona de los genitales. Antes de ser trasladado a Roca, el adolescente ya no podía caminar y tampoco orinar, mientras que 3 días antes había jugado un partido de fútbol con sus amigos.


Comentarios


La madre de Chambi y un reclamo que no cesa