La oposición manda en el Coniar y en el gobierno se inquietan

El FdT ya preside el Consejo de la Niñez, que siempre mantuvo el oficialismo. El organismo -con un presupuesto de 12,6 millones- puede evaluar, informar y fiscalizar las políticas del SENAF.



La legisladora del Frente de Todos es la nueva titular del Consejo de la Niñez. Foto: archivo.

La legisladora del Frente de Todos es la nueva titular del Consejo de la Niñez. Foto: archivo.

El oficialismo ya advierte la pérdida del manejo de un organismo dedicado a las políticas de protección de la niñez en Río Negro. La oposición -Frente de Todos- se hizo de la conducción del Consejo de la Niñez y avanza en la fiscalización de la secretaría conducida Roxana Méndez.

La legisladora Daniela Salzotto asumió la presidencia del Coniar, desplazando al oficialismo de un cuerpo con recursos y supervisión en las funciones gubernamentales. La justicialista empezó -rápidamente- con su nueva función, previéndose una reunión del Consejo para el jueves pasado y se postergó -será el 10- porque, entre otras razones, no pudo reunirse con Méndez, la antecesora y la secretaria de la Niñez (SENAF).

“Ya hay denuncias para ocuparse”, dijo Salzotto mientras contó que el Coniar reabrió su sede en Viedma -Namuncura 97- y mantuvo contacto con distintos consejos locales y ONGs.  El traspaso no fue todavía no fue posible. La presidenta explicó de un contacto telefónico con Méndez pero no logró reunirse, pues argumentó estar en cuarentena. Salzotto  justificó parte de la espera pero entendió que ya debe cumplirse y adelantó que presentará una nota. Alude que necesita de información y documentación del CONIAR, que tiene un presupuesto en el 2020 de cerca de 12,7 millones de pesos.

La sede del Coniar funciona en Namuncurá 87 de Viedma. Foto : Marcelo Ochoa

Evidentemente, el oficialismo aún no salió de la conmoción por la pérdida del Coniar. En principio, Méndez abandonó esa integración y ese cargo lo asumió su subsecretario legal Alejandro Galo. Hace casi tres semanas, la secretaria perdió la conducción del Consejo por un voto -seis a siete- frente a Salzotto. La funcionaria tuvo su segunda derrota cuando no pudo acceder a la vice, que retuvo Carla Cabrera.

Tras el desplazamiento, la secretaria Méndez abandonó la integración del Consejo y ese lugar fue asignado a su subsecretario legal, Alejandro Galo.

-

Hasta ahora, cada oficialismo retuvo el manejo del Coniar -que tiene presupuesto y estructura- por el resguardo del área gubernamental. Con el revés asumido, el gobierno de Arabela Carreras perderá esa comodidad.

Salzotto es licenciada en psicología y estuvo a cargo de  Salud Mental en Catriel. Conforma el sector del FdT de mayor oposición, lo cual, pone más inquieto al oficialismo.

La legisladora definió que el Consejo debe “tener acción” y “estar en territorio”. Reivindicó sus facultades para “contar con el asesoramiento de la mesa técnica y estamos nuevamente con la apertura de la convocatoria”.

Entendió que la protección estatal se debe cumplir con “todos los organismos que intervienen y mirar el funcionamiento de éstos como un sistema. Por eso, resulta vital revisar todos  y la articulación de acciones para proteger y garantizar los derechos de las infancias, en un contexto de emergencia y con graves situaciones que no han podido resolverse desde el ámbito público”.


La definición en el recambio y las facultades del organismo


El reciente desplazamiento de Roxana Méndez del Coniar fue posible, pues solo obtuvo los votos del oficialismo, empezando por la legisladora Claudia Contreras y siguiendo por Noelia Maggioni y Natalia Freizatav (ambas de Educación), Alejandro Galo (Senaf) y Ayelén Camperi (Gobierno). Con el suyo, la secretaria de la Niñez sumó seis adhesiones frente a los siete de Salzotto, con respaldos de los tres miembros de los consejos locales -Rita Rodríguez de Roca, Daniel Amestoy de Bariloche y Zulma Romero de Viedma- y de las tres ONGs en el Consejo -Mabel Oviedo de Bariloche, y Esteban Giorgetti y Horacio Vázques, ambos de Viedma.

Las funciones y atribuciones  del Coniar -que se fijan en el artículo 60 de la ley 4109-  comprende “definir la política anual del organismo”, aprobar “los programas necesarios” para cumplir los derechos, “realizar la evaluación anual de lo actuado”, “realizar estudios, relevamientos, diagnósticos situacionales, investigaciones y recabar información de cualquier organismo público o privado”, como también, “coordinar la planificación, ejecución y evaluación del conjunto de las políticas sociales para la niñez, a fin de evitar la omisión o la superposición de la oferta de servicios”. Promueve  y colaborar en la creación de Consejos Municipales .


Comentarios


La oposición manda en el Coniar y en el gobierno se inquietan