La ruta del petróleo se cobró otra víctima fatal

Un Renault 19 volcó en cercanías de Rincón. Falleció uno de los cuatro ocupantes del vehículo.





RINCON DE LOS SAUCES (ARS)- Una persona fallecida, otra en gravísimo estado y dos politraumatizados, es el saldo de un espectacular vuelco ocurrido ayer, a sólo diez kilómetros de Rincón de los Sauces, sobre la transitada ruta del petróleo.

Los cuatro hombres viajaban desde Centenario a esta ciudad en un Renault 19 de color gris oscuro, aparentemente para trabajar en la localidad petrolera.

Las primeras hipótesis de quienes realizaban las pericias en el lugar, sostenían que el vuelco lo provocó la rotura de la masa de una rueda, a juzgar por las partes quebradas de la llanta izquierda posterior. Tampoco se descartaba que el conductor se haya dormitado al momento de hecho.

El rodado salió del carril hacia su propia banquina y las marcas mostraron que quien conducía, intentó sin suerte volver a estabilizarlo sobre la cinta asfáltica.

Cuando el vehículo se detuvo en medio de ambos carriles de la ruta, luego de varios vuelcos, los cuerpos quedaron a varios metros en tres diferentes direcciones partiendo desde el automóvil volcado y totalmente destrozado.

A unos veinte metros del lugar, sobre una banquina con profundidad, quedaron Jorge Molina y Armando Moya; del mismo lado pero a unos treinta metros, estaba sentado Pablo Mellado, quien sufrió menor cantidad de lesiones y en la banquina contraria, yacía Sacarías Moya, quien falleció a bordo de la ambulancia que lo trasladaba a Neuquén capital.

Según se supo desde el hospital, Pablo Mellado tenía golpes menores y excoriaciones, además de la conmoción por lo ocurrido, Mellado fue el único que pudo dar los detalles de quiénes eran sus compañeros de viaje.

Muy distinta eran las condiciones de Armando Moya y Sacarías Moya, presuntamente hermanos, ya que éste último presentaba una perforación encefálica de aproximadamente siete centímetros de diámetro, graves heridas que le provocarían la muerte minutos más tarde cuando era trasladado, faltando quince kilómetros para llegar a la localidad de Añelo.

Armando Moya presentaba graves lesiones encéfalo-craneanas y permaneció inconsciente durante todo el operativo de emergencia. Su estado fue declarado como muy grave al momento de la derivación.

Las personas apellidadas Moya y Molina fueron trasladados, mientras que Mellado quedó en Rincón.

Los datos de quienes eran las personas eran confusos inclusive hasta ayer por la tarde, ya que si bien la Policía y los médicos contaban con los nombres de los heridos, nadie sabía informar cuáles identidades correspondían a los más graves y cuáles a los fuera de peligro.

Los ocupantes del Renault no viajarían con el cinturón de seguridad colocado, hipótesis que manejaban ayer los operadores de emergencia, ya que los cuerpos fueron arrojados varios metros fuera del habitáculo.


Comentarios

Para comentar esta nota debes tener tu acceso digital.
¡Suscribite para sumar tu opinión!

Suscribite

Logo Rio Negro
La ruta del petróleo se cobró otra víctima fatal