La Sindicatura duda de los números del casino

El organismo comunal sugiere en un informe que se falsean datos.



NEUQUEN (AN).- Un informe de la Sindicatura Municipal sugiere que entran más apostadores a Casino Magic de lo que figuran en las declaraciones juradas, un dato que incide directamente sobre los ingresos municipales.

Revela que mientras la empresa informó una caída en picada del número de jugadores, que pasó de 203.000 a 80.000 en un año, los ingresos totales por juego aumentaron un 70% en el período 1995-2000.

Llamó la atención que el pico máximo de jugadores coincidió con un control del fisco municipal en el último cuatrimestre de 1996. A partir de ahí, coincidentemente con la relajación de los relevamientos, las declaraciones juradas de Casino Magic reflejaron un descenso abrupto.

La investigación tuvo por finalidad fiscalizar las cuentas municipales vinculadas con el tributo al casino. El impuesto fue restablecido en julio de 1996 y resistido por la firma que invocaba estabilidad impositiva garantizada por la provincia en el contrato de concesión.

El impuesto al ingreso a la sala de juegos se estableció en un peso por apostador y su cálculo global fue supeditado a las declaraciones juradas que hiciese la empresa del negocio del juego de azar. Las observaciones y ciertas incongruencias en el proceso llevaron al organismo a recomendar al gobierno municipal que revise las declaraciones de los períodos no cobrados a Casino Magic, verifique los datos y los impugne de corresponder.

Esta situación pone en duda si el intendente Horacio Quiroga hizo un buen negocio a la ciudad al confiar en la información aportada por la empresa. Hace poco más de un mes le otorgó la intangibilidad tributaria por 20 años a cambio de una retribución fija de 40 mil pesos mensuales creyendo que con ello aumentaba la recaudación cuando el sistema original podría haber reportado ingresos mayores al fisco municipal.

"Río Negro" intentó obtener precisiones de Casino Magic en Neuquén capital. Tras varios intentos telefónicos, una persona que no quiso identificarse dijo que "el lunes puede llegar a haber algún responsable" pero no quiso especificar quién es el encargado de hablar sobre este tema.

El informe de la Sindicatura analiza desde el origen del tributo hasta su evolución y los acontecimientos asociados con él a diciembre de 2000, incluso el rechazo de la empresa en tres oportunidades a relevamientos del organismo.

La evolución de los jugadores ingresantes declarados por Casino Magic fue el siguiente: para los 20 días últimos de septiembre de 1996 informó 50.705 jugadores, cifra que mensualizada alcanzaba las 76.000 personas; en octubre fue de 66.891, decreció a 65.042 en noviembre y remontó a 71.400 en diciembre, coincidente con un conteo parcial de Gestión Tributaria Municipal. Este dato no es casual, ya que las 203.393 personas representaron el pico máximo declarado en el mismo período comparado en cinco años por la empresa.

Comparativamente a ese cuatrimestre, el número bajó en 1997 bruscamente de trimestre a trimestre hasta llegar a 80.045 -un 61% menos- y al año completó los 438.487 apostadores. En 1998 la reducción fue de 353.504 jugadores para luego estabilizarse en 372.682 y 385.535 clientes del juego de azar en 1999 y 2000, respectivamente. §En este mismo período los ingresos por el juego fueron en ascenso, de 12,9 millones a 17,6 millones de pesos al año.por mes, la empresa pasó a obtener ingresos de 995.398 en enero de 1996 a 1.474.068 en mayo del 2001.

Menos clientes pero el mismo personal

NEUQUEN (AN).- A la Sindicatura Municipal no le resulta congruente que habiendo disminuido supuestamente a un tercio el trabajo en Casino Magic, en función de la notoria baja de clientes declarados, la empresa haya mantenido prácticamente inalterable la dotación de personal encargada de la atención de los jugadores.

En relación a la sustancial reducción que dice la empresa se produjo en 1997, deduce en tono algo irónico, que pareciera que "los hábitos del jugador neuquino sufrieron un cambio muy brusco" ese año: mientras en el cuatro trimestre de 1996 cada jugador apostaba unos 15 pesos, en el primer trimestre de 1997 pasó a 22 pesos, a casi 33 en el segundo, a 42 pesos en el tercero para alcanzar casi 43 pesos en el cuarto trimestre y estabilizarse a partir de allí hasta el presente.

Del análisis anterior, ironiza, "surge un cambio de tendencia muy grande en la costumbre del jugador ya que habría incrementado en sólo un año casi al triple el dinero que le dedica al juego cada día que ingresa al casino".

Por lo demás, aprecia que "no resulta lógico que una caída tan pronunciada en la cantidad de jugadores no haya sido acompañada, siquiera en algún período, de cierta disminución en el nivel de ingresos dinerarios del Casino". Sobre la base del argumento judicial esgrimido por Casino Magic para oponerse al impuesto a la entrada, que sostenía que era confiscatorio porque debían pagar en ese concepto "100.000 pesos mensuales", lo que representaba cuatro veces el impuesto a los ingresos brutos. Para síndicos esta afirmación equivalió a reconocer el ingreso de 100.000 personas por mes, "en muchos casos más del doble de lo que estaba declarando". La Sindicatura analizó los estados contables de las controlantes de Casino Magic Argentina: Casino Magic Corp y Pinnacie Entertainment Inc, publicados en la página web oficial de U.S.S.E.C.


Comentarios


La Sindicatura duda de los números del casino