La situación de Tartagal se complica con nuevas lluvias

Sigue el drama en Salta. Nuevo alerta meteorológica.

Un chaparrón que se abatió ayer sobre zona de Tartagal, a 350 kilómetros al norte de esta capital provincial, y el anuncio de un alerta meteorológico para las próximas horas, acentuaron la preocupación entre los pobladores de esa castigada localidad ribereña, que presenta gran parte de sus costas desbarrancadas por las crecidas del río Tartagal. "Estuvo lloviznando; cayó un chaparrón y paró, pero tenemos un alerta para las próximas horas, lo que hace que estemos atentos y planificando la evacuación de unas 30 familias, que son las que están más cerca del barranco", dijo el director de Protección Civil de Salta, Víctor Ola Castro.

La previsión contempla las 138 viviendas ubicadas en las adyacencias del río Tartagal, que serías las primeras en desalojar, reubicar y resguardar precisó el funcionario. "Está implementado un sistema de emergencia temprana mediante el cual estamos en alerta", dijo Ola Castro y señaló que "no hay ninguna persona en riesgo y está demarcada una zona de seguridad en el lugar".

En tanto, el gobernador Juan Carlos Romero admitió que la situación es "un tema difícil" para algunos vecinos, y tras recordar que "en noviembre estábamos lamentando la sequía", ahora "tenemos que lamentar el exceso de agua". El mandatario remarcó que "lamentablemente son las condiciones climáticas" y añadió que "los desastres naturales no se pueden evitar pero sí podemos acompañar a la gente. Tienen que tener paciencia y confianza y la sensación de que estamos trabajando, tanto desde el aporte que le hicimos a los municipios, como la preocupación de la provincia y la Nación, para paliar con la presencia de la asistencia", dijo Romero. (Télam)


Comentarios


La situación de Tartagal se complica con nuevas lluvias