La tensión y ansiedad de Lio, un capítulo “documental”

A Messi lo siguen de todos lados y se filtran cuestiones jugosas

AP

SANTA FE (Sebastián Busader, Enviado especial).- “Lionel Messi nunca juega mal”, aclara Julio Grondona. “Leo siempre está bien”, declama Sergio Batista. “No tenemos que depender sólo de él”, ruega el Flaco Javier Pastore desde el banco de suplentes. A esta altura es una redundancia hablar de la importancia del mejor jugador del mundo en esta Copa América en particular, y en el fútbol en general. Por eso los medios de todo el planeta, de Rusia y de Qatar, de España y Eslovenia, van tras sus pasos. Incluso la televisión francesa produce un documental sobre la vida del crack de apenas 24 años. Marcelo Ramírez, un conocido periodista rosarino, es el encargado de este proyecto financiado por la tevé del país que gobierna Sarkozy. Habla a diario con Jorge, el padre y manager del fenómeno, y tiene acceso a la intimidad del jugador que ya entró en el Olimpo de los mejores de todos los tiempos, junto a las leyendas Pelé, Cruyff y Maradona. Confirma lo que dicen todos: que Lio es un pibe tímido, introvertido, apegado a la familia, que piensa y respira por el fútbol y que ordenó el corazón al volver hace un par de meses con su novia de siempre. En el orden futbolístico hay algunas cuestiones jugosas que cuenta Ramírez. Messi se entiende a la perfección con Ever Banega, al punto que intentó convencer a la directiva del Barcelona para que lo contraten. Con Carlos Tevez no guarda resquemores personales, como alguna vez se dijo, pero no se entienden cuando el balón empieza a rodar porque para el rosario, el Apache es muy individualista. Y sobre el sistema táctico, aclara Ramírez: “Lio piensa que la posesión y la paciencia tienen que ser el camino, como lo cree el Checho, pero no está conforme con las funciones que le tocan en el equipo. Tiene que hacer demasiado, recorrer muchos metros con la pelota y a veces sus compañeros no están en la misma sintonía. Está ansioso, quizá hasta presionado, necesita ganar algo con el seleccionado. Se frustrará si esta vez no se le da de nuevo”. Palabras más palabras menos, Batista también confesó la tensión que soporta Messi. Dijo que tuvo largas charlas con Lio para bajarle la ansiedad. Lo hizo en la nutrida conferencia previa al partido de ayer, donde dejó entrever que su gran desafío es hacer funcionar al mejor del mundo, algo que todo el mundo le reclama.


Adherido a los criterios de
Journalism Trust Initiative
Nuestras directrices editoriales
<span>Adherido a los criterios de <br><strong>Journalism Trust Initiative</strong></span>

Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios

Este contenido es exclusivo para suscriptores

Ver planes ¿Ya estás suscripto? Ingresá ahora