La voz de un defensor

Es una tradición de larga data en la historia de la CGT: el jefe de sus equipos de abogados incide fuertemente en los líderes de la central obrera. A comienzos de los 70 y hasta avanzados los 80 ese abogado era Fernando Torres. Luego fue el turno de quien se ha prolongado hasta este presente, Héctor Recalde, diputado nacional. Protagonismo muy regulado. Sobrio en sus expresiones. Sólida formación profesional, también intelectual. Hoy es el hombre al que más escucha Hugo Moyano. ¿Cómo define Recalde a Moyano? Veamos lo que ha dicho: • “Desde lo gremial, su capital radica en que llegó al máximo poder sindical del país sin perder su temperamento de delegado de base... trabajó desde ese espacio para avanzar hacia más poder, pero lo hizo sin divorciarse de su origen de militancia”. • “Ya dejó de pensarlo en términos de una posibilidad, ahora está convencido de que hay que trabajar en esa dirección: el sindicalismo argentino debe ampliar sus aspiraciones políticas, no descartar pugnar en el día de mañana, siempre desde el peronismo, por llevar un hombre del sindicalismo a la presidencia de la Nación”. • “A Moyano este convencimiento no le genera ansiedades, pero sí tiene claro que hay que hacer sentir hacia adentro del peronismo y de toda la política que el proyecto existe y hay que tomar nota de esa existencia. No a modo de desafío sino a modo de que nadie se sorprenda si el día de mañana ese proyecto se pone en marcha”. • “En este marco, Moyano se instala desde una lógica: el movimiento obrero tiene que poner distancia de ser grupo de presión para transformarse –llegado el momento– en opción concreta de poder político que busca la Casa Rosada”.


Comentarios


La voz de un defensor