Laguna Blanca: 20 años como humedal protegido

El parque nacional conserva también animales terrestres.



#

Los cisnes de cuello negro y los flamencos están entre las especies que conviven en el área de agua dulce.

Archivo

ZAPALA (AZ).- Se cumple hoy el vigésimo aniversario de la designación del parque nacional Laguna Blanca como uno de los tres primeros humedales argentinos amparados por la “Convención para la protección de Humedales de Importancia Internacional, especialmente como hábitat de aves acuáticas” (Convención de Ramsar). El parque nacional Laguna Blanca es el área de agua dulce con nidificación de aves más importante de la Patagonia Argentina. Conserva un paisaje volcánico, numerosas y diversas formas de vida, tanto acuáticas como terrestres. Cada vez con mayor frecuencia se escucha hablar de Sitios Ramsar en relación a la conservación de la naturaleza. El mismo se refiere a ecosistemas de humedales de importancia internacional, de acuerdo a la Convención de Ramsar. Esta convención se celebró en la ciudad de Ramsar, Irán, el 2 de Febrero de 1971, entrando en vigencia a partir de 1975 y contando actualmente con 145 países adheridos a ella. Es el único convenio sobre medio ambiente que se ocupa de un tipo de ecosistema específico: los humedales. Este término se refiere a todos los ecosistemas en los que “el agua” juega un papel fundamental en su estructura y función. La intendencia del parque nacional Laguna Blanca se encuentra actualmente a cargo de la guardaparque, Catalina Martínez. Paralelamente, hoy también se celebra Día Internacional del combatiente de incendios forestales, a raíz de un accidente ocurrido en diciembre de 1998 en Linton (Canadá) donde perdieron la vida cinco brigadistas. Contra los incendios La Administración de Parques Nacionales cuenta con una red de lucha contra los incendios forestales, conformada por los departamentos Incendios, Comunicaciones y Emergencias (ICE) en las Áreas Protegidas y la Coordinación de Lucha Contra Incendios Forestales (CLIF). Estos departamentos trabajan en la prevención, detección y lucha contra el fuego, poniendo énfasis en la detección temprana de los focos y en la concurrencia inmediata al siniestro. Además de trabajar en la búsqueda y rescate de personas dentro de las áreas. “Desde el Parque Nacional Laguna Blanca, queremos saludar a todos los Combatientes de Incendios forestales tanto provinciales como nacionales, y en especial a los compañeros brigadistas que trabajan en el área protegida, reconociendo el valeroso trabajo que realizan en pos de la conservación de las mismas”, se expresó desde la intendencia.


Comentarios


Laguna Blanca: 20 años como humedal protegido