Lanús se clasificó porque Marchesín atajó hasta un penal

El ‘Grana’ logó el segundo boleto de su grupo a octavos. Su arquero se vistió de héroe.



#

Foto AP.

Copa Libertadores

Lanús se clasificó anoche para los octavos de final de la Copa Libertadores de América porque su arquero Agustín Marchesín se atajó hasta un penal, por lo que fue el padre de un cero a cero ante el O’Higging, en Rancagua, que se tornó decisivo.

A seis minutos del epílogo, Marchesín, quien por entonces ya era figura sobresaliente del partido, se arrojó hacia la derecha y desvió el penal que ejecutó el argentino Pablo Calandria.

Lanús obtuvo el segundo boleto para los octavos en este Grupo 3, ya que primero terminó Cerro Porteño, que en forma simultánea, pero en La Olla, en Asunción, le ganó al Deportivo Cali 3-2.

Estos resultados condenaron a los chilenos y a los colombianos a la eliminación en esta competencia, pero los dos tuvieron el infortunio de haber afrontado una zona extremadamente pareja y compleja.

El primer tiempo fue intensísimo, porque O’Higging tuvo en claro desde el principio su necesidad de victoria y además es conocida la vocación del equipo Eduardo Berizzo por presionar y atacar.

Lanús desde el principio pensó ante todo en ser sólido en esta visita, ya que el punto le permitía pasar de ronda, pero también estuvo atento con la intención de mejorar su situación valiéndose de alguna réplica.

Pero cada vez se tornó más evidente la búsqueda del gol por parte de los chilenos y a los Granates eso les costó metros de retroceso en el terreno, por lo que tuvieron que jugar peligrosamente cerca de la posición de Marchesín.

Y justamente fue el guardavalla bonaerense el que se transformó en el garante de todos sus compañeros, porque tuvo intervenciones descollantes, en base a personalidad ganadora, fuerza de piernes y reflejos notables.

Si hasta hubo un tiro libre de Yerson Opazo que parecía tener un destino exclusivo de red, para ser más exacto, con ingreso en la valla por el ángulo superior izquierdo, pero Marchesín dio la impresión de disponer de alas, alcanzó a tocar el balón y lo hizo pegar en el travesaño.

En el comienzo de la segunda parte O’Higgins volvió a insistir y exigir a su oponente, pero de nuevo Marchesín le puso límites insalvables a los sueños celestes.

De todos modos, en la medida que transcurrió la primera mitad del segundo capítulo la intensidad del los ataques de O’Higgings, ógicamente, disminuyó y Lanús se sintió más cómodo.

Por supuesto que el riesgo igual era enorme para el elenco de los Mellizos Guillermo y Gustavo Barros Schelotto, porque un gol ajeno los hubiera dejado fuera de competencia y la situación se agravó cuando, a los 39 minutos, el árbitro brasileño Wilton Pereira Sampaio se equivocó muy feo al interpretar que Leandro Somoza utilizó una mano en forma intencional para desviar una pelota en su propia área.

Pero tiró Calandria y Marchesín se ocupó de sacarse un diez al atajar el envío de su compatriota.

Lo único malo para Lanús fue que al final se quedó sin el delantero uruguayo Santiago Silva, quien fue expulsado por excederse en un reclamo ante el árbitro.

DyN


Comentarios


Lanús se clasificó porque Marchesín atajó hasta un penal