Larreguy: “Acavallo, Falcó e Isidori son el ajuste”



VIEDMA (AV).- El justicialista rionegrino Carlos Larreguy sostiene que los candidatos de la Alianza “son las caras del ajuste” y resaltó que la recesión llegó antes a la provincia.

Además de esos argumentos provinciales, Larreguy -primer candidato a diputado nacional- acentúa su estrategia y nacionaliza el mensaje. La campaña tendrá también esa particularidad. Ya el lanzamiento del 14 de setiembre en Bariloche tendrá la presencia del gobernador de Santa Cruz, Nestor Kirchner. Mientras tanto, el candidato a senador Miguel Pichetto y Larreguy acentuarán sus recorridas regionales. Ambos estarán presentes hoy en Viedma.

Después de sus dos mandatos legislativos, Larreguy reconoció que la elección se nacionalizará, pero “igualmente le agregamos temas provinciales de actualidad porque el efecto de la política nacional llegó a Río Negro y se sumó a la ya deficiente administración del radicalismo. El ajuste a los sueldos se vivieron en 1996 con Pablo Verani desde el Ejecutivo y Luis Falcó desde la Legislatura. Los dos recortes originaron una reducción salarial del 25%. Por eso, Río Negro entró en recesión mucho antes que el país. Falcó, Isidori y Acavallo -candidatos de la Alianza- son el ajuste.

– Entonces, ¿qué debate electoral advierte?

– Nuestro contrapunto con el radicalismo de Verani, Falcó, Amanda Isidori y Julio Acavallo es que Río Negro -de la mano de José Luis Machinea como asesor provincial- logró antes la recesión que el desastre nacional.

– ¿Los ejes legislativos de campaña?

– La propuesta estará enganchada al eje nacional que contempla un crecimiento económico con paz social.

– Aquello que quedó pendiente del gobierno de Carlos Menem.

– Sí, hay que apuntar a la exportación y lograr las condiciones en defensa de la producción nacional. Además, instrumentar inmediatamente un seguro de desempleo.

-¿Esa propuesta no es diferencial porque seguramente también está incluida en el objetivo de la Alianza?

– No, el oficialismo es la cara del ajuste en Río Negro. Ahora, ya no puede ni criticar a Domingo Cavallo porque son igualmente de responsables porque tuvieron que llamarlo.

– ¿Pero Cavallo no es producto de la gestión del justicialismo?

– Sí, pero con otra conducción política, con más autoridad y mayores criterios políticos.

– ¿Cavallo debilitó a la Alianza?

– El principal error es la pelea interna del oficialismo: Raúl Alfonsín versus el presidente De la Rúa. Además, debe afrontar el papelón que fue la partida de Carlos Alvarez de la vicepresidencia.

– Usted habló de la nacionalización electoral, pero también hay elecciones en 18 municipios. ¿Esas compulsas comunales serán favorables o desfavorables al justicialismo?

– Los electores de esos municipios deberán actuar en defensa propia y revertir la situación de sus pueblos. La provincia adeuda cinco coparticipaciones. Además, los municipios deben destinar parte de sus fondos a pagar remedios a sus vecinos frente a la crisis de la salud.

– ¿Cuánta proyección planteará la elección de octubre para el 2003?

– Será fundamental. Un triunfo del justicialismo lo pondrá en la vidriera y será una prueba para llegar al poder.

– ¿Cómo está el PJ para las urnas?

– Está en las mejores condiciones. El justicialismo es optimista porque observa un endeble cuadro social y político de la provincia y el país. Sería mezquino anteponer situaciones personales.


Comentarios


Larreguy: "Acavallo, Falcó e Isidori son el ajuste"