Las casas de Bariloche, en la mira del juez

Investiga si cada vivienda cumple con las características y el valor pactado.



BUENOS AIRES/BARILOCHE (DyN/AB).-El juez federal Marcelo Martínez de Giorgi pidió a los gobiernos de las provincias de Misiones, Chaco y Santiago del Estero y a cinco municipios -entre ellos el de Bariloche- las copias de los contratos y antecedentes que firmaron con la Fundación Madres de Plaza de Mayo para la construcción de viviendas sociales.

Así lo revelaron ayer fuentes judiciales, quienes aclararon que no hubo hasta el momento contratos directos entre la Nación y la Fundación de las Madres, esta última por medio de la “Misión Sueños Compartidos”, sino que todo se realizaba con acuerdos pactados con municipios y provincias.

El magistrado pidió a cada uno de los gobiernos municipales o provinciales las copias de los contratos que se labraron con la Fundación, y según las fuentes lo que se cuestiona es si se cada vivienda realizada cumple con las características, el número y el valor de las mismas.

En Bariloche, las obras están concentradas en el Barrio 10 de Diciembre, ubicado a pocas cuadras del centro. Las casas de allí son muy precarias y por ello comenzaron a ser reemplazadas.

En primer término se construyeron 14 viviendas, pero con muchas demoras en el plan de obras. Las tareas estaban a cargo de la “ Sueños Compartidos”, cuyo referente local, Federico Segura, fue separado del cargo a fines del 2009, cuando los vecinos comenzaron a quejarse de las demoras. En el barrio se acusa a Segura de ser cómplice de Schoklender y de que había manejos irregulares.

No obstante, las obras pasaron a ser supervisadas por el municipio local y todo volvió a la normalidad.

A principio del 2010 Sergio Schoklender viajó a Bariloche y firmó el convenio junto a Abel Fatala (secretario de Obras Públicas de Nación) y el intendente Marcelo Cascón. Se terminaron las 14 viviendas y se empezaron a construir otras 26.

Según explicó a “Río Negro” Matías Calfuquir, referente del barrio, desde entonces las obras avanzan a un ritmo normal. No obstante, entre idas y vueltas, se perdieron unos dos años.

Las provincias que realizaron acuerdos con la Fundación Madres son la de Misiones, Chaco y Santiago del Estero, y los municipios de Tigre, Ezeiza, y Brown, de la provincia de Buenos Aires, y también el de Rosario.

El juez De Giorgi solicitó informes a la Inspección General de Justicia (IGJ) de los antecedentes que hubiese de “Sueños Compartidos”, y también a la SIGEN y la AGN sobre auditorías y controles sobre la realización de viviendas producto de esos contratos.

A su vez, el magistrado le pidió copias a su par Oyarbide de la causa en que éste investiga a Sergio y Pablo Schoklender, entre muchos otros, por presunto lavado de dinero, asociación ilícita y defraudación al Estado.

Es que De Giorgi intenta verificar los hechos que investiga su colega ante un posible planteo de incompetencia. No obstante, los voceros explicaron que las aguas están por el momento bien divididas: Oyarbide investiga a los Schoklender y otros, en tanto que Martínez de Giorgi a los presuntos funcionarios involucrados.


Comentarios


Las casas de Bariloche, en la mira del juez