Lazzarini advierte que en las secundarias ya hay guarderías



VIEDMA (AV)- La legisladora Inés Lazzarini de Ramos, autora del proyecto de creación de salas de lactancia y contención para hijos de alumnas secundarias que cursan sus estudios en establecimientos nocturnos o vespertinos, consideró que estos espacios ya funcionaban de hecho en diferentes escuelas rionegrinas y que la nueva norma “solamente permite legalizar algo que ya estaba ocurriendo”. La legisladora del PPR destacó que equipos directivos, profesores y alumnos tenían estrategias para que las estudiantes que necesitaban llevar a sus niños porque no tenían con quién dejarlos, no perdieran días de clases. “Había algunas escuelas CENS o CEM en las que las alumnas llevaban a sus chiquitos con ellas, y vimos también una actitud muy jugada de varios directores que lo permitían para que los alumnos no perdieran la posibilidad de estudiar”, sostuvo. Agregó que en sus averigauciones detectaron “espacios así completamente organizados, inclusive en algunos que los papás y mamás firmaban un compromiso de que no se podían retirar del establecimiento sin llevar los niños, o que tenían que ir a verlos en los recreos, todo por fuera de la normativa”. Destacó que mientras esto ocurría los directores “tenían el corazón en la boca con esos chiquitos en la escuela, ahora se le da un marco legal. Vamos corriendo atrás, esto viene pasando desde hace mucho años”. La legisladora sostuvo que “existía la necesidad de que los alumnos del secundario no perdieran sus estudios, en especial los del horario nocturno. Por eso, tomando distintas voces y con los legisladores de Redes y del oficialismo preparamos un proyecto en común, no con alcances demasiado altos, con maestras jardinera o jardín maternal, sino uno que estableciera que en las horas que sus mamás estuvieran en la escuela, los pequeños pudieran estar con personas especializadas en el cuidado de niños y que las estudiantes estén tranquilas, siempre y cuando no tuvieran con quién dejarlos en sus casas”.


Comentarios


Lazzarini advierte que en las secundarias ya hay guarderías