Líbano: tribunal de la ONU juzgará magnicidio

Por el asesinato del ex primer ministro Hariri en el 2005. Una investigación internacional apuntó a Siria.

#

Beirut siguió expectante la votación del Consejo de Seguridad de la ONU sobre la investigación del asesinato, ocurrido en el 2005.

NUEVA YORK (AFP/DPA ) - La crisis política que vive el Líbano podría agitarse más aún, luego que el Consejo de Seguridad de la ONU adoptara ayer una resolución que crea un tribunal internacional para juzgar a los acusados por el asesinato del ex primer ministro libanés Rafic Hariri, donde algunos sospechan estaría la mano de Siria.

La resolución, vinculante, fue adoptada con los votos de 10 de los 15 miembros del Consejo y la abstención de China, Rusia, Indonesia, Sudáfrica y Qatar.

Para aprobar un texto son necesarios al menos nueve votos y que ninguno de los cinco miembros permanentes (China, Estados Unidos, Francia, Gran Bretaña y Rusia) lo vete.

La resolución prevé que el tribunal "comience a funcionar en una fecha a determinar por el secretario general (de la ONU, Ban Ki-moon) en consultas con el gobierno de Líbano, y tenga en cuenta los avances del trabajo de la comisión investigadora".

La votación de ayer se dio en momentos en que se multiplican las divisiones y tensiones en Líbano, que sufre una escalada de la violencia con combates entre el Ejército y los islamistas en el norte, y atentados en Beirut.

La creación del tribunal fue decidida en 2005 por la resolución 1595 del Consejo y luego firmada en 2006 entre la ONU y Beirut, pero su ratificación por el Parlamento libanés, exigida por la Constitución de ese país, aún no tuvo lugar a causa de una crisis política desatada en noviembre.

El texto votado establece la entrada en vigor automática el 10 de junio de lo firmado en 2006 para crear el "tribunal especial", salvo que de aquí a esa fecha las partes libanesas se pongan de acuerdo y ratifiquen dicha convención.

El presidente pro-sirio, Emile Lahud, considera "ilegítimo" al gobierno del primer ministro Fuad Siniora, a quien apoyan varios países occidentales.

El presidente del Parlamento, Nabih Berri, otra figura de la oposición, se niega a convocar a la Cámara para que pueda continuar el proceso de ratificación.

Rafic Hariri fue asesinado con otras 22 personas en un atentado con coche bomba en febrero de 2005 en Beirut, entonces bajo control sirio. Los investigadores de la ONU acusan a Siria de estar involucrada en este caso, pero Damasco desmiente tal eventualidad. La resolución aprobada prevé también que, si no se llega a un consenso sobre la sede del tribunal, ésta será "objeto de un acuerdo entre la ONU y el país anfitrión, en consultas con el gobierno libanés". Dicha cláusula se basa en el Capítulo VII de la Carta de la ONU, que permite al Consejo de Seguridad actuar en casos de amenaza a la paz.

"El Consejo de Seguridad demostró su apego al principio de cero impunidad (para asesinatos políticos) en Líbano o en cualquier parte", aseguró el embajador estadounidense, Zalmay Khalilzad, presidente del cuerpo durante mayo.

Sin embargo, hubo también voces críticas. Para el embajador ruso, Vitaly Tchourkine, es una resolución "dudosa desde el punto de vista del derecho internacional" porque elude las exigencias de la Constitución de Líbano.


Comentarios


Líbano: tribunal de la ONU juzgará magnicidio