“Lilita” se libera



La diputada nacional y líder del ARI, Elisa Carrió, afirmó que cuando deje su banca el 10 de diciembre próximo sentirá “una gran liberación”, porque -sostuvo- “no quiero estar cuando juren” los legisladores electos “(Carlos) Ruckauf, (Ramón) Saadi, (Ricardo) Bussi, (Julio) Miranda y, eventualmente, Carlos Menem”.

“En lo personal, peleé duro contra todos ellos, y ahora tengo el derecho humano inalienable de sentir asco y retirarme”, expresó la ex candidata presidencial.

Carrió puntualizó que “me tocó pelear en el barro, pero igual fui feliz en la Cámara. Hay que hacer un gran esfuerzo personal para estar sentada al lado de cínicos y de corruptos como son muchos de los diputados de la Argentina”, acusó.

“Ahora que me voy siento una gran liberación, no quiero estar cuando juren (Carlos) Ruckauf, (Ramón) Saadi, (Ricardo) Bussi, (Julio) Miranda y, eventualmente, Carlos Menem. Creo que los diputados del ARI van a tener que hacer un gran esfuerzo para soportarlo”, expresó. La diputada criticó que mientras el ex vicepresidente Carlos “Chacho” Alvarez, el jefe de Gabinete, Alberto Fernández, y el titular del Ejecutivo porteño, Aníbal Ibarra, “apoyaban a (el ex ministro de Economía Domingo) Cavallo, yo peleaba sola y advertía que íbamos a estrellarnos”. (DyN)


Comentarios


"Lilita" se libera