Llegó el final de una novela de suspenso

Casi tres semanas duró la negociación



¡Al fin se dio!

Lo dirían los hinchas de Boca que deseaban como nunca el regreso del "Virrey" para dirigir al equipo.

¡Al fin se dio!

Lo dirían los miles de aficionados que seguían esta verdadera novela de suspenso como si se tratara del 'cuento de nunca acabar", tal como lo tituló ayer "Río Negro" en su doble página del suplemento deportivo en el que estaba la información pertinente.

Este lunes víspera de la Navidad era el día esperado. "¿Será hoy o nunca?" titulaba este diario en su portada de ayer la edición deportiva.

Y habría que decir que se dio. De una buena vez, se acabó el suspenso.

Desde ayer, Carlos Bianchi ha vuelto a estar vinculado a Boca, con un contrato por tres años y por el que cobrará unos cuatro millones de dólares, monto con el que cubrirá el salario de sus colaboradores.

El acto del anuncio más esperado de los últimos días se realizó en la sala de conferencias de la Bombonera.

De esta manera, Boca vuelve a contar con Bianchi, con el cuál ganó tres campeonatos locales (Apertura '98, Clausura '99 y Apertura 2000), dos Copas Libertadores (2000 y 2001) y la Copa Intercontinental 2001. En una palabra, un ciclo donde la mitad más uno gozó como nunca.

Mauricio Macri, titular de la entidad, agradeció al entrenador la "posibilidad de tenerlo de vuelta en casa" y también destacó la actuación del anterior técnico, Oscar Tabárez, quien de hecho quedó descartado para continuar en el club de la Ribera, como se especulaba en el caso de fracasar las gestiones con Bianchi.

Bianchi, quien llegó solo a La Bombonera en un automóvil Ford K gris metalizado, vestido con un saco azul camisa blanca y pantalón gris, y su infaltable maletín marrón, se fue con Macri.

"Vamos Carlos, te invito a almorzar", se jugó Mauricio. Y el Virrey no dudó en treparse al automóvil del presidente de Boca.

Atrás habían quedado de 20 agotadores días de negociaciones. Al fin, la paz llegó a Boca. (AR y Télam).

Que se quede Delgado y retorne Cagna

BUENOS AIRES (Télam, por Jorge González).- El nuevo Boca que pergeña Carlos Bianchi tiene como prioridades la búsqueda de un zaguero central y un volante por izquierda, en tanto quedó ya descartado el centrodelantero Roberto "Pampa", Sosa que retornará a Italia.

Según revelaron a Télam diversas fuentes consultadas, el almuerzo que compartieron Mauricio Macri y el flamante director técnico xeneize, tras la conferencia de prensa que brindaron en la 'Bombonera', sirvió para intercambiar ideas respecto de los objetivos para el primer semestre.

El propio Bianchi confesó que mientras transcurría su año sabático, los hinchas de Boca le pedían que si regresaba a Boca debía hacer todo lo posible por ganar nuevamente la Copa Libertadores de América "para volver a Japón y jugar la Intercontinental".

Un zaguero central que pueda jugar en lugar de Nicolás Burdisso -será convocado en febrero a la selección nacional para los cotejos amistosos- y un volante por izquierda, son las prioridades del Virrey.

Del numeroso plantel de profesionales, ya quedó descartado el centrodelantero Roberto "Pampa" Sosa, que llegó proveniente del Udinese, y que ahora retornará a Italia.

Se quedará el atacante Marcelo Delgado, pese a que tiene una tentadora oferta del Yokohama Marinos, de Japón, que le ofreció 2 millones de dólares por dos temporadas.

"Al 'Chelo' se le ofrecerá renovar un contrato por tres o cuatro temporadas, que sea satisfactorio para sus pretensiones y pueda culminar su carrera en Boca", dijo Macri.

El titular xeneize hará gestiones ante su par de Newell's para convencerlo de que ceda a Leonardo Ponzio en febrero próximo para la Libertadores y no en junio como se había previsto en un principio.

Y es posible que también Fernando Crosa, el hermano de Diego, pueda llegar desde Rosario y unirse al plantel en La Posada de los Pájaros.

El flamante entrenador también habría pensado en Diego Cagna, que retornó al Villarreal, tras su paso por el fútbol mexicano, por lo que se iniciarán gestiones los próximos dias.

También en algún momento se habló de Walter Ervitti, que actúa en el Monterrey mexicano.


Comentarios


Llegó el final de una novela de suspenso