Los bloques allenses no rinden gastos como deben

El Tribunal de Cuentas se cansó de reclamar la rendición de unos 20.000 pesos y emplazó al intendente Otero a regularizar la cuestión bajo la amenaza de suspender los aportes al Concejo.



ALLEN – El Tribunal de Cuentas de la municipalidad volvió a poner en jaque al Concejo Deliberante. El martes le pidió a los integrantes de ese cuerpo que en el plazo de 5 días realicen la rendición de los aportes de dinero, unos 20.000 pesos, que recibieron desde el 92 a la fecha.

Los integrantes del tribunal le solicitaron también al intendente Hernán Otero que analice la posibilidad de suspender todos los aportes a los bloques de concejales.

El Concejo en falta

La dura posición que tomó el Tribunal de Cuentas no registra antecedentes en la ciudad y no sólo puso en una posición incómoda al Concejo Deliberante, sino al mismo intendente Otero.

Y además puso el dedo en la llaga, porque la comuna de Allen atraviesa por una crisis financiera que la obliga a paralizar varios de los servicios que debe prestar.

Hasta ayer no se conocía cuál sería la respuesta del Concejo Deliberante, pero un dirigente del radicalismo recordó que los integrantes del cuerpo no perciben sus dietas en forma constante.

“Quizás parte de ese dinero se utilizó para pagar esos sueldos”, aventuró la fuente.

El tribunal, conformado por Eduardo Aranguez y Jorge Espinosa, adoptó la decisión en la última sesión, que se realizó el 4 de octubre y en la que analizaron el expediente 49 Bis, que se refiere a los aportes que recibieron los bloques de concejales.

Explicaron que desde el 92 los distintos bloques recibieron como aportes unos 20.000 pesos.

Aranguez y Espinosa consideraron que los ediles tienen la obligación de rendir cuentas del dinero entregado, según lo establece la ley 847. Recordaron que el 4 de marzo de este año le solicitaron al Ejecutivo Municipal “una definición sobre el tema” pero aclararon que “hasta la fecha aún no hemos recibido ninguna respuesta”.

Subrayaron que por ese motivo en la última sesión resolvieron exigirle al intendente Otero que “requiera al Poder Legislativo (Concejo Deliberante) las correspondientes rendiciones de los aportes a los bloques desde 1992 a la fecha, en un plazo no mayor a los cinco días hábiles”.

“La negativa sistemática del Concejo Deliberante a rendir estos fondos -recalcaron- hace que los mismos se conviertan en la práctica en gastos reservados”.

La ley los obliga

Afirmaron que la ley de Contabilidad de la provincia, la número 847, establece que todos los fondos públicos deben rendirse. Y recalcaron que esa norma se debe aplicar “considerando que en medio de la crisis en que se encuentra inmersa la municipalidad de Allen es por lo menos inadecuado que los concejales utilicen dineros públicos sin rendición, en una suma aproximada a los 20.000 pesos”, subrayaron.


Comentarios


Los bloques allenses no rinden gastos como deben