Los Canales sabe lo que quiere

Con una sólida tarea derrotó a Independiente. Los de Plottier son candidatos a pelear el título.





Merecido festejo. Los Canales dio el batacazo ante Independiente, tiene puntaje perfecto y es candidato en el Clausura neuquino.
NEUQUEN (AN).- Lo de Los Canales no es sorpresa, es producto de un equipo que sabe lo que quiere adentro de la cancha. Ayer plantó su fútbol en un reducto siempre difícil como el de Independiente y con autoridad se llevó el triunfo por 3 a 1 sobre el local, en el marco de la tercera fecha del Clausura de la Liga de Fútbol del Neuquén.

Bien parado en defensa y con un mediocampo que hace del buen trato de la pelota una constante, el elenco de Plottier mostró una madurez que lo convierte en serio candidato a pelear por el título en este segundo torneo de la temporada.

Hay que tener en cuenta que sacó a relucir estos atributos ante un rival calificado, que ayer no rindió en buena forma, por un lado por sus propios errores y por el otro obligado a equivocarse por los "azulgranas".

El "rojo" puso mucha gente en el sector medio, aunque eso no le aseguró el control del balón. Los espacios eran escasos y los hombres de Independiente se movieron poco como para abrir la cancha.

La solidez de Juan Parada en el fondo, que hizo todo en forma sencilla; el criterioso despliegue de Leonardo Larenas, que además llegó a posiciones de gol para anotar dos de los tres tantos del conjunto; el buen manejo de Marcos Fuentes, siempre pensando en el arco de enfrente y Gabriel Lambruschini, que complicó permanentemente a la línea de tres local, fueron los pilares en los que se sustentó la conquista del visitante.

El dueño de casa tuvo un muy flojo desempeño defensivo y en ataque, salvo con un par de remates de larga distancia, prácticamente no inquietó nunca a Cristian León. Cristian Videla, que se animó dos veces y Manuel García, que le pegó muy mal en la más clara para Independiente, fueron los autores de los intentos.

Los Canales hizo todo bien en el primer tiempo y por eso se fue al descanso con un 3 a 1 que más tarde sellaría la suerte de partido. Dos apariciones de Larenas, una de cabeza ante la pasividad de los que debían marcar y otra en la que definió con gran clase y Lambruschini, como culminación de una jugada de contragolpe en tres toques, fueron los que consiguieron las conquistas.

El segundo tiempo, de muy pobre nivel, tuvo como constante la voluntad del "rojo" para ir en busca del descuento y la solidez del visitante para controlar a un adversario, en definitiva, muy tibio.

Independiente fue y fue, pero no hirió nunca y en un par de oportunidades exigió a fondo a León, que respondió muy bien.

El desarrollo de hizo muy desordenado, con mucha lucha y pocas acciones claras. La pasividad del árbitro, que se equivocó en forma pareja para ambos lados, hizo que hubiera más roce del aconsejado. Cuatro jugadores se fueron a los vestuarios antes de tiempo.

Además, el partido estuvo parado unos cinco minutos por un choque en la zona de plateas, donde inexplicablemente convivieron los hinchas de los dos clubes, cuando lo aconsejable -a pesar de que eran pocos los espectadores-, hubiera sido que los simpatizantes de la visita fueran ubicados en otro sector de la cancha.

La solución de Villa Iris estaba en el banco

NEUQUEN (AN).- "Entrá Pablo, ganame el partido". Seguramente el director técnico Héctor Sepúlveda le dijo algo similar a Castro, que jugó 32 minutos y fueron suficientes para que Villa Iris sume su segundo triunfo consecutivo.

El delantero dio una asistencia perfecta, anotó un gol y fue clave para dejar en el camino a Bicicross Senillosa, que mejoró su nivel, pero sólo aguantó una hora. Fue 3 a 0.

El partido se disputó en el reducto de Pacífico, donde los "verdinegros" actúan como local, y recién se definió en el complemento, a partir de la categoría de Castro y de la efectividad de Manuel Laino.

Con dos líneas de cuatro bien definidas, la visita complicó al elenco capitalino, que fue dueño absoluto de la pelota, pero no encontró la manera de perforar y ponerse mano a mano con Federico Sipitucla.

Así, la primera parte fue un monólogo de Villa Iris, pero con poca contundencia al momento de llegar al arco contrario.

En el arranque del complemento, el árbitro Rubén Alvarado paró el partido porque los simpatizantes locales arrojaron petardos que cayeron cerca del arquero Sipitucla. Por suerte los directivos y jugadores calmaron los ánimos de sus parciales y todo volvió a la normalidad.

Después del parate hubo un minuto clave: el 58. Ingresó Castro por el irregular Rodrigo Cabrera y Laino concretó el primer tanto, después de un descuido en la defensa visitante.

A partir de ahí, el local fue otro equipo. Héctor "Toto" Méndez ya no tuvo la obligación de llegar al área y con la peligrosa dupla a la expectativa, llegó la tranquilidad.

A los 27, llegó el "tomá y hacelo" de Castro para Laino, y a nueve del epílogo, la frutilla del postre, con una gran definición del ex delantero de Sapere, que liquidó el pleito.

Después de su caída ante Centenario en el debut, Villa Iris recuperó terreno y quedó como uno de los escoltas. Tiene nombres interesantes y puede soñar con dar pelea hasta el final.

San Lorenzo lo tenía, pero se descuidó en el cierre

NEUQUEN (AN).- Faltaron dos minutos para que San Lorenzo diera el batacazo de la fecha, pero la única distracción de su defensa lo impidió. Por eso, inmerecidamente, Centenario se llevó un punto de su visita a la capital neuquina al igualar 1 a 1 con los "santos".

El equipo del oeste neuquino fue superior durante la mayor parte del partido y tuvo oportunidades para liquidarlo. Pero como dice el axioma: "los goles que no se hacen en un arco se sufren en el otro" y San Lorenzo pagó caro por no haber definido el pleito.

Con la velocidad y entrega de Navarro y la movilidad y oportunismo de Retamal en la delantera, junto al buen manejo de los tiempos de parte del enganche Castro, el "ciclón" generó buen fútbol y por momentos acorraló al último campeón de la Lifune.

A los 5 lo tuvo Guzmán, cuando tiró un centro que superó a toda la defensa y la pelota se fue muy cerca. A los 20, Navarro habilitó a Muñoz, que quedó cara a cara con el arquero, pero su remate se fue desviado. Todo el fútbol del primer tiempo se tiñó de azul y rojo.

Centenario tuvo una tarde para el olvido. No generó situaciones de gol y no fue capaz de elaborar una sola jugada colectiva.

La apertura del marcador llegó a los 30 del complemento. Muñoz, recibió la pelota a 30 metros del arco y sacó un zapatazo que se estrelló contra el ángulo. El rebote lo tomó Retamal, que de cabeza envió la pelota al fondo de la red. Merecido 1-0 del "ciclón" .

Faltando dos minutos, la defensa de San Lorenzo se distrajo en un córner, y el recién ingresado Diego Castro, empató luego de varios rebotes en el área chica.

Primeros tres puntos para "Maro"

NEUQUEN (AN).- Maronese necesitaba recuperar terreno en el Clausura de fútbol neuquino y ayer dio el primer paso: venció a Pacífico por 2 a 0 y de esta manera olvidó el flojo arranque con derrota ante Atlético Neuquén.

El elenco del barrio capitalino volvió a presentarse ante su gente y esta vez no defraudó. Mostró un juego convincente y efectivo, ante un rival limitado que no levanta cabeza y sumó su tercera derrota consecutiva en el campeonato.

Lo mejor del pleito estuvo en la primera mitad. De la mano del movedizo Nicolás Martínez y Oscar Padua, el dueño de casa fue superior y eso quedó reflejado en el marcador.

En siete minutos, el ex delantero de Fernández Oro y Deportivo Roca, "facturó" por partida doble y a partir de las pocas ideas del elenco "decano", prácticamente liquidó la historia.

Con el partido controlado, Maronese optó por cuidar la pelota, manejarla en el medio y buscar algún pase preciso para los puntas.

Pacífico, mientras tanto, trató de ir para adelante, pero se encontró con una defensa muy firme, liderada por Gastón Fuentes. Además, su conductor Fabián Riquelme estuvo muy lejos de su nivel y eso lo sintió todo el equipo.

Después de una sorpresiva derrota en el arranque y una fecha de descanso, "Maro" cantó victoria y ahora irá a la caza de los punteros.

Por sus rendimientos en los últimos tres torneos neuquinos, tiene "chapa" de candidato y ayer empezó a justificarlo, con una interesante performance.

Se les achicó el arco y con el empate siguen en la cima

CUTRAL CO (ACC/AN).- Alianza y Atlético Neuquén no se sacaron diferencias, pero hicieron un buen negocio. Con el empate en cero se mantuvieron en lo más alto del torneo Clausura y a pesar de la falta de puntería, los dos mostraron pasajes interesantes.

El encuentro se disputó en el "Coloso" del barrio Ruca Quimey de esta ciudad y por momentos fue entretenido. Trataron bien la pelota, crearon jugadas de riesgo y si bien el punto le sirve más al "tricolor" por su condición de visitante, el público cutralquense se retiró conforme por la producción del joven elenco "celeste".

Si en el descanso iban a las tarjetas, Alianza merecía un poco más. Tuvo tres posibilidades concretas de gol, contra una de Atlético, pero careció de efectividad.

En ese lapso se destacaron Patricio Panei -una de las figuras del campeonato- y Enrique Zapata, un volante con mucho despliegue por el sector derecho, aunque con esto no alcanzó para que su equipo se ponga en ventaja y saque provecho del hombre de más.

En el complemento, los capitalinos emparejaron las acciones. No fueron claros dominadores, pero complicaron con la potencia de Carlos Rodríguez en el área rival.

A los 20, en una maniobra aislada, Gustavo Vergara estuvo a punto de convertir, pero el reaparecido Víctor "Diente" Correa salvó en la línea. Fue la última para el local, que después se quedó sin respuestas.

Los de Oscar Mazzone, mientras tanto, tardaron en reaccionar, no aprovecharon el desconcierto del dueño de casa en el final y a pesar de todo, a 13 del cierre, Carlos Rodríguez desperdició una clara chance: definió por arriba de Cristian Figueroa y le erró por centímetros.

Se acabó el puntaje perfecto para Alianza y Atlético Neuquén, pero los otros resultados ayudaron y los dos siguen como punteros del, ahora, apretado Clausura neuquino.


Comentarios


Los Canales sabe lo que quiere