Los escenarios se apoderan de Roca por cinco días

Todoesunabroma.inc y La Espina se presentan hoy.





ROCA.- Aunque la obra “Mazzocchi”, abrió el sábado pasado el Festival de Teatro de Fundación Cultural Patagonia, fue ayer, con un acto oficial y una obra de teatro, que dio arranque este cuarto encuentro. Anoche, fue el turno del lucimiento de la actriz cubana Maribel Barrios, protagonista absoluta de “No vayas a llorar”, una producción del Teatro Viento de Agua. La intérprete, responsable también de la dramaturgia junto al director Boris Villar, ofreció un espectáculo de gran intensidad dramática. Hoy, dos piezas reconocidas y exitosas forman parte de la propuesta, que se está desarrollando en las salas (Centro Musical y Auditorio) de la institución, ubicadas en Rivadavia 2263: “La fin del mundo” y “La cosa y la cruz” subirán a escena a las 20, y a las 21:30, respectivamente. El 4º Festival de Teatro se desarrollará hasta el domingo, con la presencia de elencos de Buenos Aires, Córdoba, Viedma, Neuquén, Cuba y Roca. La actividad continuará hoy a las 20, con “La fin del mundo” de Todoesunabroma.inc (Neuquén), en el Centro Musical. Esta pieza, que viene recorriendo los escenarios locales con notable éxito, tiene la particularidad de ofrecer dos visiones distintas de un mismo conflicto: Lado A y Lado B. Hoy se podrá apreciar la primera, mientras que el sábado, en la misma sala e igual horario, se ofrecerá Lado B. Sebastián Fanello y Chana Fernández asumen los roles de Tati y Melen, dos personas encerradas en un pozo. Entre el amor y el odio, y los deseos de abandonar ese particular lugar, los personajes entablan una relación teñida de desconfianza en una situación límite. La dirección pertenece a Luis Sarlinga, responsable también de la dramaturgia junto a Fanello y Fernández. A las 21:30 el Auditorio “Ciudad de las Artes” recibirá al grupo de La Pampa, La Espina, con la pieza “La cosa y la cruz”. Concebida por Nadia Grandón, también directora e intérprete en compañía de Darío Esevich, la puesta reflexiona sobre dos personas de origen ruso, quienes expresan sus desencuentros, búsquedas y pérdidas. Más allá de la nacionalidad de los personajes, la obra bucea en sentimientos comunes a toda la humanidad, sobre todo la soledad y la constante incomunicación que nos rodea. Con textos de Marina Tsvatáieva y Boris Leonídovich, “La cosa y la cruz”, posee la asistencia de Jorge Sánchez en luces, y Mauro Zuliani, en sonido.

“La fin del mundo” tiene la peculiaridad de presentarse en dos veces: el lado A y el lado B.

Festivales de teatro en el Alto Valle


Comentarios

Para comentar esta nota debes tener tu acceso digital.
¡Suscribite para sumar tu opinión!

Suscribite

Logo Rio Negro
Los escenarios se apoderan de Roca por cinco días