Los estatales pararán por tiempo indeterminado si rebajan sueldos

Los gremios nucleados en la CTA resolvieron una huelga por 24 horas para el miércoles. La medida se profundizará si el gobierno no paga el cien por ciento de los salarios. La central sindical realizó ayer una asamblea masiva.Unificará reclamos de ocupados y desocupados.

NEUQUEN (AN).- La asamblea de gremios de la Central de Trabajadores Argentino (CTA) resolvió una plan de lucha que se iniciará el próximo miércoles con un paro de 24 horas y se profundizará con una huelga por tiempo indeterminado en caso de que el gobierno no pague el cien por ciento de los salarios de mayo.

La CTA logró el objetivo de concretar una masiva asamblea que se nutrió de delegaciones de toda la provincia y que contó con una destacada y activa presencia de desocupados. Para unificar los reclamos de ocupados y desocupados, Julio Fuentes, titular de la central obrera, propuso acompañar los cortes de rutas y calles: "la forma que tienen los trabajadores de hacer oir sus reclamos es el paro y la que tienen los desocupados es el corte de ruta y calles".

Esta será una de las metodología a llevar adelante en las jornadas de protesta.

"Mil sillas"

Según los organizadores, en la cancha de básquet del Club Pacífico, donde se hizo la asamblea, se colocaron mil sillas. Todas estaban ocupadas y había muchos trabajadores de pie o en la tribuna.

"Es para Sobisch que lo mira por T.V." fue el cántico con el que terminó el evento y la manera que tuvieron los dirigentes de expresar su satisfacción por el resultado de la convocatoria.

Poco después de las 10 abrieron la asamblea Julio Fuentes, Liliana Obregón (ATEN), Jorge Izquierdo (Sejun), Héctor Stagnaro (ANEL) y Daniel Molina, del gremio municipal de Centenario.

En los críticos discursos los blancos fueron por igual el gobierno provincial y el nacional. Jorge Izquierdo titular del gremio judicial, en un discurso de barricada, dijo que los gremios no tienen tantos votos como los que tiene el gobierno "pero hacemos más profesión de fe a los mandatos de los trabajadores que estos, que traicionan el mandato de toda la provincia".

Otra vez diferencias

La necesidad de unidad en las acciones a seguir fue también un punto de unidad en los diversos discursos.

Si bien no se expresó oficialmente, una vez más quedó en evidencia las diferencias entre ATE y ATEN. Desde el gremio estatal hubo cuestionamientos porque los docentes no llamaron a un paro para ayer.

Además de los gremios del Estado y de sindicatos municipales de distintas localidades estuvo presente la comisión de delegados de Cerámica Zanón. También representantes de comisiones de desocupados de Cutral Co, Chos Malal y Neuquén Capital, centros de estudiantes secundarios y la Federación Universitaria del Comahue.

Una vez que hablaron los dirigentes se pasó a un debate en asamblea que duró aproximadamente cinco horas. Las propuestas más extremas partieron precisamente de sectores de desocupados.

Hubo hasta iniciativas de tomar edificios neurálgicos del gobierno, como la misma Casa de Gobierno o la casa matriz del Banco de la Provincia del Neuquén. Otras iniciativas proponían definir un plan de lucha a nivel nacional.

En un sólo punto hubo acuerdo de inmediato: el paro por tiempo indeterminado si el gobierno no pagaba los sueldos completos.

Esta medida quedó supeditada a que este cobro incompleto se formalice. Pero Julio Fuentes pidió expresamente que se defina el mandato ante la posibilidad de que no ocurra en junio pero sí en julio.

Luego se produjo el debate sobre el paro progresivo contra el ajuste. Desde la dirigencia de la CTA se propuso comenzar con un paro para el 31 de mayo o el primero de junio. Sin embargo los asambleístas avalaron la propuesta de comenzar con una huelga por 24 horas el miércoles 24 y continuar con una por 48 horas para la semana siguiente. Si bien no se definió qué días es posible que se concrete entre el 31 de mayo y el primero de junio.

Además de pronunciarse contra la rebaja salarial y los despidos en la Administración Pública, la asamblea se expidió a favor de convocar a una multisectorial; en contra del arancelamiento de los hospitales y reclamó la apertura de los listados de la ley 2128 para contener a más desocupados provinciales.

Lara responsabilizó a los gremios

JUNIN DE LOS ANDES (ASM).- El ministro de Desarrollo Social, Jorge Lara, acusó ayer a la dirigencia de los estatales neuquinos de ser la responsable de los desórdenes que se produjeron el jueves en Neuquen con desocupados de Zapala.

Durante una exposición sobre los planes de desarrollo forestal que encara el gobierno ante pobladores rurales del sur neuquino, Lara dijo que "algunos gremios estatales lo que buscan es el desorden y el caos porque tienen que parar de alguna forma el crecimiento".

Tras esta sentencia, fue más explícito respecto del conflicto suscitado frente a la sede de su cartera en la capital provincial con unos 150 desocupados: "muchas de las personas que estaban frente al ministerio y que habían venido de Zapala, con total honestidad reconocieron que habían sido alentados a la quema de cubiertas y a otras acciones por la gente de ATE, que lo que quería era el conflicto".

La manifestación, si bien fue pacífica, provocó el corte en el tránsito en el área donde está la Casa de Gobierno y la sede de Desarrollo Social.


Comentarios


Los estatales pararán por tiempo indeterminado si rebajan sueldos