Los puntos oscuros

Por Redacción

Conocedor de la materia petrolera, el periodista de “La Nación” Carlos Pagni advierte puntos oscuros y fragilidades del acuerdo YPF-Chevron, firmado anteayer. Plantea: • Ambas compañías integrarán una sociedad en partes iguales a la que se asignarán 97.607 acres de Vaca Muerta. Chevron aportará 1240 millones de dólares para una explotación inicial de 4942 acres, 740 de los cuales se destinarán a la adquisición de los activos y 240, a compensar a YPF por los trabajos realizados en la zona. De modo que la inversión genuina será de sólo 500 millones de dólares. • La suma de 1500 millones incluye las inversiones ya realizadas por YPF en esa zona. • El pacto se consolidará dentro de 60 días. Las valiosas áreas con que dotarán a la nueva sociedad, Loma La Lata Norte y Loma Campana, serán rebautizadas: Área Mosconi. • El acuerdo transfiere a Chevron activos de Repsol de los que el Estado se apropió sin pagar un centavo. El riesgo de la operación es nulo. Los yacimientos que forman parte de la transacción ya son explotados por YPF. • La performance productiva de Chevron ha sido mucho menos satisfactoria que la de Repsol • Los detalles del convenio siguen en la penumbra, pero se sabe que será celebrado bajo jurisdicción estadounidense. Es decir, cualquier controversia se discutirá en los tribunales de Nueva York. • Se presume que hay artículos secretos del acuerdo, destinados a asegurar a Chevron que cualquier resarcimiento que Repsol pueda obtener en la justicia correrá por cuenta de YPF. Tales cláusulas también pondrían a salvo al inversor del cepo cambiario, para que pueda cobrar su renta en dólares. • En su comunicado a la Bolsa, Galuccio no sólo informa que transferirá recursos de la provincia del Neuquén. También adelanta que el acuerdo incluye la renovación por parte de Neuquén de la concesión a 35 años de las áreas explotadas. Y advierte que es una condición para que el convenio se realice. Promete hacer lo mismo con áreas de Mendoza. • El pacto de YPF con Chevron obligó a dictar un día antes del acuerdo el decreto 929, que intenta universalizar los beneficios que se conceden a la petrolera norteamericana. • El decreto otorga ventajas a las empresas que inviertan más de 1.000 millones de dólares. Hay varias otras que producen hidrocarburos, generan trabajo y pagan impuestos y regalías, que están fuera del alcance. • Habilita también a una comisión de funcionarios de segundo rango, como Kicillof, Cameron o Moreno a prorrogar concesiones, dividir áreas y fijar nuevas condiciones a los contratos con el solo aval de una adhesión provincial. • El decreto crea una categoría especial de contrato para la explotación de recursos no convencionales, para la que prevé extensiones automáticas de las concesiones. Así, funcionarios nacionales podrían otorgar áreas por 70 años.


Comentarios


Los puntos oscuros