Lugar asegurado en el secundario para 87 estudiantes

La Justicia ordenó al CPE que les garantice el derecho a la educación a 87 chicos de Bariloche que se habían quedado sin banco en el secundario. Los padres habían presentado un amparo.



SAN CARLOS DE BARILOCHE (AB).- El juez de la cámara penal segunda Alejandro Ramos Mejía resolvió en forma favorable el amparo presentado por los padres de 87 chicos que quedaron sin vacante en primer año y ordenó al CPE que les garantice el derecho a la educa-ción.

También declaró “inconstitucional” la resolución de ese organismo que reglamenta la inscripción inicial a las escuelas medias porque la condiciona la “disponibilidad física” de los establecimientos.

El amparo masivo había sido presentado hace diez días por un grupo de padres que se “autoconvocaron” para reclamar el derecho de sus hijos a la educación. En realidad, ellos son sólo algunos que enfrentan la misma incertidumbre, ya que según el mismo CPE son más de 500 los alumnos sin banco en primer año.

En los últimos dos meses, otros jueces ya acogieron varios amparos individuales por el mismo motivo. Ante la ola de protestas, la provincia prometió construir para los chicos sin lugar un nuevo Centro de Educación Media que estará terminado en el tiempo récord de 60 días.

Ese proyecto también fue esgrimido por Educación ante el requerimiento del juez durante el trámite del amparo. Pero Ramos Mejía no lo consideró una solución concreta y falló en favor de los demandantes.

A juicio del camarista la violación del derecho constitucional a la educación se da por la omisión “de parte de la autoridad pública en acordar un lugar o vacante” para cursar el primer año en una escuela barilochense.

“Nótese que de la respuesta de las autoridades mismas surge en forma palmaria e inequívoca la referida omisión -escribió Ramos Mejía-, la que de ningún modo puede ser salvada con promesas a futuro de una eventual construccion de establecimiento educativo, cuya capacidad, especialidad y fecha de apertura son todavía hoy algo incierto”.

En la resolución del amparo el juez discriminó la situación de siete de los chicos, a quienes les rechazó el planteo porque no figuraban inscriptos, o bien eran repitentes. De modo que ellos tendrían todavía vías administrativas para lograr una vacante. Sí se lo admitió a los otros 87.

Otra cuestión objetada por los demandantes fue el método de admisión por sorteo, para acceder a las escuelas desbordadas de aspirantes.

El juez no objetó puntualmente el empleo del azar, al considerarlo una atribución válida de la autoridad administrativa, pero sí consideró que es un “acto lesivo” que contraría la constitución “la omisión de otorgar vacantes sin limitaciones a la totalidad de postulantes”.

Puntualmente censuró por inconstitucional el capítulo 4, acápite E de la resolución 3347 del CPE, que al fijar el sistema de inscripción lo condiciona a la “capacidad física” de las escuelas.

El fallo por último ordena al Consejo la “inscripción o anotación efectiva de los requirentes en establecimietnos educativos de nuestra ciudad del ciclo lectivo del año 2001, con inicicación de clases en forma regular el día 12 de marzo”.

Según lo dicho ya por la delegada del CPE, Cristina Balest, mientras no esté lista la escuela nueva el medio millar de chicos sin banco será absorbido en otras escuelas “utilizando los laboratorios y otras dependencias”. Esa solución fue criticada también por la Unter, porque “el amontonamiento perjudica a los chicos y a los docentes”.

Nueva renuncia por la obligación de tomar otra vez un examen

VIEDMA (AV).- La resolución de Educación, que ordenó conformar nuevamente una mesa examinadora para estudiantes de quinto año, que generó la renuncia de la directora y la vice del CEM 8 de Viedma levantó repudio y polémica.

Además ayer se sumó otra renuncia, la del presidente de la mesa de Biología, el profesor Marcos Mosquera.

Para la Unter esta resolución “puso en evidencia cómo funciona el poder en nuestra provincia” e interpretó que este tipo de metodología “pone en riesgo el normal funcionamiento de las instituciones y permite que triunfe la impunidad sobre lo legal, el facilismo y el acomodo sobre la justicia y la equidad”. Añadió que mientras en las jornadas de capacitación se utiliza material de estudio sobre democratización del sistema educativo “la propia ministro de Educación emite una resolución en la cual establece que el Estado tiene funciones de ordenar, dirigir, vigilar y controlar las decisiones de sus órganos inferiores. Estas cualidades no aparecen al momento de responder sobre el abuso de los celulares o de la construcción de edificios que se caen, ni mucho menos cuando se compra materiales didácticos al doble del precio establecido. Pero sí se argumenta cuando la intención es que aprueben los hijos de algunos funcionarios”.

Esta resolución del Consejo Provincial de Educación que rechazó la apelación interpuesta por la directora del colegio 8, Ethel Di Leo y por la vicedirectora, Alicia Rosales, por la cual se opusieron a conformar una nueva mesa para los alumnos de quinto año que no aprobaron biología, incluye duros términos.

Además de hacer referencia a la existencia de una organización jerárquica, una relación de distribución vertical y que los funcionarios de rango superior pueden ordenar, dirigir, vigilar y controlar decisiones agregó que “la relación jerárquica lleva implícita la subordinación y el acatamiento, pues más supremacía refleja un ordenamiento vertical gradual de facultades y deberes”.

También puntualizó que los funcionarios de menor grado “deben acatar las directivas de los de rango superior sin perjuicio de dejar asentada su discrepancia o efectuar las consideraciones que la medida ordenada les merezcan”. Pero destacó que en este sentido “debe entenderse que las recurrentes (directora y vicedirectora) carecen de legitimación activa para impugnar la citada disposición, en tanto como funcionarios dependientes del organismo “están obligados a acatarla aún cuando se les reconozca el derecho a efectuar las apreciaciones antes mencionadas”.

Las renuncias presentadas por las directivas del establecimiento a partir de ayer generaron serios inconvenientes en la administración del colegio 8. La secretaria del establecimiento fue la máxima autoridad que atendió ayer todo el movimiento escolar que en esta etapa del año está vinculado a las mesas de exámenes.


Comentarios


Lugar asegurado en el secundario para 87 estudiantes