Mantenimiento y sentido común para ahorrar nafta



1
#

Usar con moderación el aire acondicionado.

2
#

La baja presión en neumáticos hace gastar más.

3
#

El equipaje en el techo reduce el rendimiento un 25%.

4
#

Cambiar el aceite y usar uno bueno ayuda a ahorrar.

SOCIEDAD

Confort. El uso excesivo del aire acondicionado puede incrementar hasta un 20% el consumo de combustible. Cuando se circula a baja velocidad se puede optar por ir con las ventanillas un poco bajas y el aire acondicionado apagado. Sin embargo cuando se circula a alta velocidad es más eficiente el aire acondicionado ya que, al circular con las ventanillas abiertas, la entrada de aire en grandes cantidades afectará en el nivel de carburante. En época de altas temperaturas estacionar en la sombra o usar una cubierta para el sol para que la cabina no se caliente y no sea necesario prender la refrigeración.

Neumáticos y carga. Tener una presión de neumáticos adecuada. Comprobar el inflado periódicamente ayuda a cuidar el consumo. Circular con la presión recomendada en el manual ayuda a evitar pinchaduras pero también reduce el gasto de combustible ya que un vehículo con baja presión de neumáticos consume más. La presión indicada para cada vehículo está detallada en una calcomanía en general adosada al marco de la puerta del conductor o en la guantera.

Evitar el exceso de peso innecesario en el vehículo. Circular con exceso de peso o una mala distribución del mismo, también afectará al gasto de combustible. Es recomendable, en lo posible, no colocar el equipaje en el techo, porque reduce la aerodinámica y afecta al rendimiento del automóvil en un 25% aproximadamente.

Mantenimiento. Chequear el motor periódicamente para que su funcionamiento sea el correcto y no permita el exceso en el consumo. Hacer un mantenimiento con frecuencia al vehículo puede mejorar su rendimiento. Renovar el filtro de aire y el aceite son algunos de los mantenimientos más sencillos y que ayudan a mejorar la autonomía. Usar el tipo de aceite recomendado permite que optimizar el uso del motor. También existen aceites “Conservadores de Energía” que contienen aditivos que reducen la fricción.


Comentarios


Mantenimiento y sentido común para ahorrar nafta