Marsans asegura que hubo “confiscación” y que la van a pagar los argentinos

Uno de los ejecutivos del grupo español aseguró que la estatización de la empresa aérea "no es una expropiación, es una confiscación, porque no se está pagando el precio justo". Dijo que el Estado argentino se niega a cumplir un acta acuerdo firmada en julio.

El director corporativo del Grupo Marsans, Vicente Muñoz, denunció hoy que el Estado hizo una "confiscación", y no una expropiación, de Aerolíneas Argentinas, porque "no se está pagando el precio justo", pero aseguró que "lo van a pagar los argentinos".

Muñoz subrayó que "el Estado firmó una acta acuerdo en julio último y se niega a cumplirlo", y añadió que "sacó una ley en la cual desconoce la tercera evaluación incluida en el convenio". "No es una expropiación, es una confiscación, porque no se está pagando el precio justo", afirmó el ejecutivo de Marsans a radio Mitre, al tiempo que advirtió que "lo van a pagar ustedes, los argentinos".

Los accionistas controlantes de Interinvest (Grupo Marsans)anunciaron anoche que iniciaron un arbitraje bajo el tratado de protección recíproca de inversiones entre la Argentina y España ante el Centro Internacional de Arreglo de Diferencias Relativas a Inversiones (CIADI).

En ese sentido, Muñoz, quien se mostró muy ofuscado, sostuvo que "un Estado siempre tiene que dar un buen ejemplo", y consideró que "lo que no se puede permitir es que uno firme un acuerdo, la ley lo obligue a cumplirlo y el Estado se lo asalte". "Si uno firmó un acuerdo lo tiene que cumplir.

Como Estado, tiene que dar el ejemplo", remarcó el ejecutivo, quien afirmó que "el precio justo no lo dice el que compra". Por otra parte, destacó que "ahora los sindicatos están apoyando, cuando estuvieron cuatro años en connivencia con el Estado persiguiendo a Aerolíneas". "Resulta que Aerolíneas y Austral son declaradas de utilidad pública ahora, y no cuando se hizo la huelga de 10 días en 2005, o de 9 en 2007", subrayó Muñoz, quien alertó que "toda esta colaboración de los gremios, la van a pagar ustedes".

En ese sentido, precisó que desde el Gobierno "se adelantaron a firmarles (a los gremios) apartamento en vez de hotel, cuando van a cursos de formación; transporte en la ciudad de destino; viajar con acompañantes y en primera; e incrementos de sueldos" "Por favor, cómo se puede permitir en un país que se utilice dinero público para premiar a unos sindicalistas que cobran 20 mil pesos por mes trabajando 30 horas. Es escandaloso", concluyó el ejecutivo de Marsans.

DyN


Comentarios


Marsans asegura que hubo “confiscación” y que la van a pagar los argentinos