Marsans demandaría al país por más de u$s 1.560 millones

El oficialista Frente para la Victoria (FpV) presentará esta semana en Diputados un proyecto de expropiación de la compañía Aerolíneas, mientras que la empresa a cargo -Marsans- iniciará acciones contra el Estado ante el organismo internacional CIADI.



El grupo español Marsans podría demandar por más de 1.560 millones de dólares al Estado argentino ante el CIADI en el caso de que decida expropiar sus compañías Aerolíneas Argentinas y Austral, según confirmó su director general, Vicente Muñoz, al diario “Perfil”.

“No vamos a reclamar los 450 millones de dólares que vale la empresa según nuestra valuación sino que vamos a litigar por todos los daños causados desde el 2005, con tarifas congeladas, subsidios incumplidos y gremios adictos al gobierno haciendo huelgas salvajes”, afirmó Muñoz.

“Estamos hablando de más 1.560 millones de dólares, que es lo que valdría la empresa si no hubiera sufrido todas esas tropelías”, agregó el gerente de la empresa al referirse a la suma por la que podría demandar al Estado argentino ante el Centro Internacional de Arreglo de Diferencias Relativas a Inversiones (CIADI), dependiente del Banco Mundial.

A su vez, el directivo de Marsans expresó su confianza en que el gobierno español defienda los intereses de la empresa ante Argentina, al sostener que “no se va a quedar de brazos cruzados” en la disputa.

Por su parte, el presidente del bloque de diputados del Frente para la Victoria (FpV, kirchnerista), Agustín Rossi, consideró que “el gobierno tiene elementos como para reclamar (un resarcimiento) al grupo Marsans”.

A su vez, una fuente gubernamental confirmó a “Perfil” que si bien el gobierno va a litigar para que Marsans asuma sus responsabilidades sobre el pasivo de 890 millones de dólares de las compañías, el Estado se hará cargo de las deudas una vez estatizadas.

“Es mayoritariamente deuda con el Estado y si dejábamos que la empresa quebrara, la perdíamos de todas formas”, indicó el funcionario. El viernes, la Justicia intervino las compañías aéreas por pedido del Ministerio de Planificación, lo que permitirá al Estado administrarlas hasta que sean expropiadas, como recomendó el Congreso.

La posible expropiación es consecuencia del fracaso de las negociaciones de estatización de las compañías. El Estado argentino y el grupo Marsans no llegaron a un consenso sobre el valor de Aerolíneas y Austral.

El Tribunal de Tasación de la Nación había fijado un valor negativo de 622 millones de dólares para las compañías, por lo que el gobierno argentino propuso el pago simbólico de un peso para estatizarlas.

Esta propuesta fue rechazada por Marsans, que argumentó que la financiera Crédit Suisse cotizó el patrimonio en unos 450 millones de dólares. (AFP y DPA)

Archivo


Comentarios


Marsans demandaría al país por más de u$s 1.560 millones