Más proyectos en mano





NUEVA YORK (DPA).- Si hubiera que buscar alguna palabra para definir el veterano actor, director y productor Clint Eastwood, quizás el adjetivo más acertado sería incombustible.

A sus 78 años, 50 de ellos dedicados al mundo del cine con más de 60 películas como actor y 30 como director, el protagonista de filmes como «Harry, el sucio» (1971) o «Los puentes de Madison» (1995) continúa estando en plena acción.

El oscarizado cuatro veces -por mejor dirección y fotografía por «Millon Dollar Baby» (2004) y «Los imperdonables» (1992)-, no tiene pensado retirarse. Al revés, Eastwood se encuentra en plena fiebre productiva. En este 2008, el veterano realizador ha llegado con dos películas que hacen pensar en una nueva nominación a los Oscar.

Por una parte, el drama «Changeling», protagonizado por la estrella de Hollywood Angelina Jolie y basado en un caso real de los años 20: la lucha de una mujer por recuperar a su hijo desaparecido que debe enfrentarse con las autoridades corruptas.

«Es realmente un buen hombre; uno de esos líderes muy fuertes y justos», explicaba Angelina Jolie sobre Eastwood y su experiencia con él durante el rodaje de la película.

De hecho, el papel de Jolie, según apuntan algunos críticos estadounidenses, podría ser uno de los candidatos a las nominaciones de la próxima edición de los Oscar del próximo 22 de febrero.

Pero Eastwood no aspira a una nueva estatuilla sólo con «Changeling», que desde el mes de octubre se puede ver en la cartelera estadounidense. Para el 17 de este mes Eastwood tiene previsto estrenar, en algunas salas de Estados Unidos, «Gran Torino», un filme en el cual él es tanto el director como el protagonista de la cinta.

En esta nueva producción del incansable actor y realizador, Eastwood da vida a Walt Kowalski, un veterano de la guerra de Corea, viudo, cascarrabias y racista que, en palabras del propio actor y director durante una entrevista con «USA Today», «vive aferrado al recuerdo de la guerra».

Sus más preciadas posesiones son su coche Gran Torino del 72, símbolo de sus días como trabajador en la planta Ford, y su rifle de M-1, símbolo de sus días en el Ejército.

La película se desencadena cuando un vecino del viejo, un joven de origen asiático, intenta robarle su coche. Kowalski lo descubre en pleno robo y el joven tiene que empezar un proceso de penitencia mientras que el personaje interpretado por Eastwood acaba enfrentándose con los prejuicios raciales que le han aislado.

Mientras aún se espera el estreno de este nuevo filme, Eastwood continúa con su incombustibilidad a prueba de fuego con varios proyectos entre manos para el futuro.

Dos de ellos serían las biografías del escritor estadounidense y autor de «Las aventuras de Tom Sawyer», Samuel Langhorne Clemens, conocido por Mark Twain, y del activista y político Nelson Mandela, que tendría en el reparto a Morgan Freeman y Matt Damon.

Además de estas dos producciones, Eastwood podría lanzarse al mundo paranormal con el filme «Hereafter», que estaría producido por Steven Spielberg y que tiene como guionista a Peter Morgan, autor del guión de «Frost/Nixon» (2008).

Tres proyectos para un reconocido personaje del séptimo arte que demuestra estar en forma no sólo por el número de producciones que acumula sino por su calidad.

Algo que le será reconocido el próximo 29 de enero en los Modern Master Award que organizan el festival de cine de Santa Bárbara y que anteriormente premiaron a actores de la talla de Cate Blanchett, Anthony Hopkins o George Clooney.


Comentarios

Para comentar esta nota debes tener tu acceso digital.
¡Suscribite para sumar tu opinión!

Suscribite

Logo Rio Negro
Más proyectos en mano