Masiva asistencia a las elecciones en Cuba

La votación en los comicios municipales estuvo enmarcada en las huelgas de opositores por cambios.

#

AP

LA HABANA.- Los cubanos acudieron ayer masivamente a depositar su voto en las elecciones municipales celebradas en toda la isla, la primera cita ante las urnas desde la asunción del presidente Raúl Castro, hace poco más de dos años. Los colegios electorales abrieron sus puertas a las 7:00 de la mañana y, según cifras oficiales, hasta las 14:00 habían votado ya 7.638.965 personas, el 88,44% de los mayores de 16 años habilitados para participar en las elecciones. Los locales de votación se mantuvieron abiertos hasta las 18:00. Los comicios municipales se celebran cada dos años y medio para elegir a 15.093 delegados municipales del Poder Popular (concejales). Estos ejercen su cargo de forma no profesional y tampoco reciben remuneración por ello. Su función es la de actuar como intermediarios entre sus vecinos y las autoridades, y sus poderes son muy reducidos. El gobierno cubano instó a los ciudadanos a votar masivamente para expresar así su rechazo a lo que llama una “feroz campaña mediática” internacional por la muerte del opositor preso Orlando Zapata, ocurrida el 23 de febrero después de 83 días en huelga de hambre. “Es un voto no sólo por el candidato o la candidata que nosotros vamos a elegir en el día de hoy (por ayer), sino también es un sí por la patria, por Cuba, por el socialismo, es un sí por la revolución y por nuestro sistema político, que aprobamos, que defendemos y que queremos”, declaró al noticiero de la televisión el vicepresidente de la Comisión Nacional Electoral, Rubén Pérez Rodríguez. El ex presidente Fidel Castro ejerció a distancia su derecho al voto. La televisión cubana mostró a la presidenta de un colegio electoral en el barrio de Vedado en La Habana depositando la papeleta en nombre del histórico líder cubano, quien no se ha mostrado más en público desde que abandonó la jefatura de Estado en julio de 2006, tras un empeoramiento de su salud. “¡Votó!”, dijo Migdalia García al introducir la boleta en la urna, en medio de los aplausos de los presentes. Por su parte, su hermano y actual presidente Raúl Castro fue el primero en votar en su centro electoral. En las elecciones, los cubanos debían hacer una cruz en su papeleta para elegir a un candidato, de una lista que varía entre dos y ocho, según la circunscripción. Estos fueron designados anteriormente en asambleas de vecinos en los que cualquiera estaba invitado a postularse o proponer a otra persona como candidato. El Partido Comunista de Cuba, el único autorizado en la isla, no propone a candidatos. Los aspirantes a delegado acuden a las elecciones sin programa político, tampoco se celebró una campaña electoral, y las autoridades instan a la población a elegir entre aquellos que tienen los mayores “méritos, capacidad y virtudes”. Para decidir, fueron expuestas sus biografías en lugares públicos. (AP)

Una mujer cubana emite su sufragio ayer, con retrato del Che Guevara de fondo.


Comentarios


Masiva asistencia a las elecciones en Cuba