Mataron a un empresario con 30 balazos

Anoche hubo tres allanamientos, aunque sin resultados positivos

BUENOS AIRES (DyN).- En busca de los responsables de los asesinos de Domingo Pallaría, un empresario de la carne que fue acribillado el reciente fin de semana en la localidad bonaerense de Villa Bosch, los investigadores allanaron anoche tres viviendas en el conurbano bonaerense, pero sin resultados positivos.

Según fuentes del caso, la fiscal de San Martín a cargo de la investigación, Fabiana Ruiz, logró ayer por la tarde la orden del juez de Garantías Oscar Quintana para realizar una serie de allanamientos. Es que en base a los elementos de prueba que se recogieron en el lugar del hecho y a los aportes de los testigos, la fiscal dispuso esos procedimientos en el conurbano bonaerense.

Sin embargo, los policías no encontraron ni a los sospechosos ni las armas con la que se cometió el homicidio. Los voceros prefirieron no dar a conocer más detalles para no perjudicar la investigación. "Por ahora la principal hipótesis sigue siendo la del robo", añadieron las fuentes, ante la sospechas de algunos que no descartaban que pudiera tratarse de una venganza o un crimen del tipo "mafioso".

Esas versiones, sin embargo, no pudieron confirmarse aún en la investigación, aunque llamó la atención para los vecinos que el empresario habría sido víctima días atrás de otro intento de asalto que evitó poniendo en fuga a los delincuentes con su arma.

Durante el mediodía del sábado último, Domingo Pallaría, de 38 años, uno de los propietarios de la distribuidora mayorista de carne "Los Amigos", ubicada en el partido de Moreno, fue acribillado cuando llegaba a su casa de Pastor Luna al 7661 de Villa Bosch (partido de Tres de Febrero) en su auto Ford Focus, acompañado por su esposa y su hijito de 6 años, que venía de jugar un partido de fútbol.

Allí fue interceptado por cuatro delincuentes que descendieron de dos autos Volkswagen robados momentos antes: un Polo y un Gol. Según relatos de Miriam de Pallaría, esposa de la víctima, los desconocidos, sin mediar palabra, lo atacaron a balazos: "El intentó defenderse con el arma que tenía, pero fue herido". De acuerdo a las fuentes, Pallaría recibió entre 20 y 30 balazos.

Tras vaciar los cargadores de sus pistolas de calibre 45 y nueve milímetros, los delincuentes se llevaron la pistola calibre 11.25 de la víctima y escaparon. Durante la balacera, la viuda del empresario sufrió el roce de uno de los proyectiles en un brazo y otro se incrustó en una agenda que llevaba en la cartera, mientras que al nene una bala le rozó una oreja.

"Escuchamos varios disparos, todo pasó en apenas 30 segundos, y cuando salí a la calle para ver lo ocurrido estaba el empresario herido, al que de inmediato, junto a otros vecinos, lo subimos a una camioneta y lo llevamos al hospital Ramón Carrillo pero murió en el trayecto", dijo un vecino.


Comentarios


Mataron a un empresario con 30 balazos