Militarizan Bahrein para frenar la protesta

Al menos cuatro muertos en una brutal represión.



1
#

Los manifestantes piden pasar de la monarquía absoluta a una constitucional, inspirados en la movilización por democracia en Egipto.

2
#

MANAMA (Télam).- Al menos cuatro personas murieron en Manama, la capital del reino de Bahrein, por la represión del ejército contra cientos de manifestantes que reclaman la renuncia del premier, una acción que el gobierno calificó de “necesaria” y condenada por la comunidad internacional.

La violenta represión de las protestas que se propagan contra los longevos sistemas autoritarios de Medio Oriente causó, en las últimas 48 horas, decenas de muertos en Libia Yemen e Irak, además de Bahrein.

El Ejército y la policía de esta pequeña isla de la península arábiga, que alberga a la V flota de EE. UU. y es clave en el comercio petrolero, arremetieron con los manifestantes anoche en la Plaza de las Perlas y en 20 minutos desplazaron a cientos de personas, con balas de goma y de plomo y gases lacrimógenos.

El gobierno informó que tres personas murieron pero la oposición habló de cinco víctimas fatales, mientras que se cuentan por decenas los heridos y desaparecidos.

Los médicos del Hospital de Salmaniya, relataban escenas espeluznantes de la llegada al centro médico de los heridos. “La mayoría tienen heridas en la cabeza, hay heridos por fuego real, estamos desbordados”, explicaba uno de los médicos a Al Jazeera.

Otro facultativo, recién llegado del escenario de la brutal carga policial, era aún más explícito. “Sobre el pavimento había masa encefálica de los manifestantes”, decía entre jadeos.

Las explícitas fotografías colgadas por los manifestantes confirman la escena: en una de ellas se puede ver a un hombre de mediana edad con el cráneo completamente abierto.

Una multitud gritaba “muerte a los Al Khalifa” frente al hospital donde se recuperan los heridos, en referencia a la familia real sunnita que gobierna el pequeño estado del Golfo Pérsico desde hace siglos. Un diputado de la oposición denunció ayer que hay al menos 60 personas desaparecidas a raíz de los enfrentamientos en la capital del reino de mayoría chiíta, gobernado por una monarquía sunnita.

El jefe de la oposición chiíta de Bahrein, Ali Salman, dijo que el asalto de las fuerzas de seguridad contra los manifestantes tendrá consecuencias “catastróficas”. “El ataque fue una decisión equivocada, que tendrá repercusiones catastróficas en la estabilidad de Bahrein”, advirtió por su parte el jefe del movimiento político Al Wefaq.

El bloque de 18 diputados de Al Wefaq, de un total de 40, decidió renunciar de modo conjunto. Esa fuerza de oposición pide que el país cambie de una monarquía absoluta a una monarquía constitucional, además de la renuncia del premier al Khalifa bin Salman Khalifa, que gobierna desde la independencia del estado de Gran Bretaña, en 1971.

Por su parte, el ejército local llamó a evitar las calles céntricas de la capital por la violencia . Vehículos blindados fueron desplegados ayer en la capital en lugares estratégicos para impedir nuevas manifestaciones.

AP

Bahrein, Libia, Yemen y otros países de la región recurren a la represión contra los reclamos.


Comentarios


Militarizan Bahrein para frenar la protesta