Moyano destaca el 8N y define un paro nacional

El reclamo es por la forma despectiva que tiene el gobierno de tratar los reclamos que se le realizany ayer lo confirma la presidenta



#

El líder camionero busca acordar criterios con la CTA y con otras organizaciones.(Foto: DyN )

BUENOS AIRES (DyN).- El jefe de la CGT, Hugo Moyano, confirmó que el martes definirá con otros sectores sindicales la convocatoria a un paro nacional para el 20 de noviembre que, dijo, “se llevará adelante con mucha firmeza” para que “el Gobierno escuche el reclamo de los trabajadores”, en tanto se sumó a diversos sectores que critican al gobierno por la falta de atención a los reclamos de la reciente protesta del 8 de noviembre.

“El martes vamos a definir lo del día 20, o lo que se va hacer en esa jornada. Tenemos algunas reuniones con otros sectores y queremos consensuar bien lo que vamos a llevar adelante”, afirmó el líder gremial, que impulsa la convocatoria junto a la CTA de Pablo Micheli. El camionero remarcó: “Seguramente el Gobierno va a salir a atacar, como estamos acostumbrados, pero esto se lleva adelante con mucha firmeza (porque) hay muchísimos sectores de la sociedad que esperan que se escuche el reclamo de los trabajadores”. Moyano se inclina por un paro nacional el 20 de noviembre sin movilización a Plaza de Mayo, mientras que Micheli aspira a que se realice una marcha frente a la Casa Rosada. Moyano Citó como las principales exigencias la fijación de un “mínimo no imponible (para limitar el pago del impuesto a las ganancias), el cobro de la asignación familiar, el dinero que le deben a las obras sociales o el aumento de emergencia a los jubilados”.

Moyano, el igual que dirigentes de la oposición profundizó las críticas al gobierno nacional tras el cacerolazo. Alertó que la mandataria parece vivir en una “especie de burbuja que no le permite ver la realidad” y vaticinó que “los reclamos se van a ir profundizando”. “El reclamo es por la forma despectiva que tiene el gobierno de tratar los reclamos que se le realizan y ayer lo confirma la presidenta” con su actitud destinada a descalificar la protesta, resaltó el dirigente.

“La gente reclama contra la inseguridad, contra la inflación, que son temas que le afectan su vida de todos los días, y la Presidenta no solo no la escucha sino que le falta el respeto con ironías”, advirtió el jefe de Gabinete porteño, Horacio Rodríguez Larreta. Por su parte, el exvicepresidente Julio Cobos desestimó la crítica oficial de que los manifestantes del cacerolazo “no saben qué es lo que reclaman” y anticipó que desde el Gobierno nacional “seguro no van a acusar recibo de esto”.

Mientras tanto, desde el oficialismo ratificaron el rumbo y buscaron minimizar el impacto. El subsecretario general de la Presidencia, Gustavo López, consideró “disparatados” algunos de los reclamos durante la manifestación, a la que volvió a vincular con la “derecha”, y ratificó que el gobierno va a seguir “profundizando el modelo” porque “una salida conservadora nos mataría”.

“Lo que no hay que hacer es ceder, después sí, hay que ser finos en los argumentos, no hay que caer en provocaciones, hay que ser inteligentes, pero lo único que no podemos hacer es ceder a la derecha”, explicó.

La ministra de Seguridad, Nilda Garré, cuestionó que “se vio claro, había palabras o consignas que estaban casi uniformadas” contra la inseguridad.

Hugo Moyano

Titular de la CGT opositora


Comentarios


Moyano destaca el 8N y define un paro nacional