Mucha voluntad



La Asamblea de Buenos Aires cuenta con la presencia de cientos de voluntarios, jóvenes deportistas y estudiantes que se inscribieron para trabajar durante los días que dure la reunión de popes del deporte en la perla del plata. Ellos están siempre sonrientes y atentos a cualquier problema que los periodistas pueden tener, indican cómo llegar a tal o cual lugar, dónde obtener alguna información y hasta son capaces de salir a buscar un taxi. Pero lo llamativo es que no tienen permitido brindar ningún tipo de declaración a los medios. Este cronista se acercó hasta el acceso y allí estaba Andrea, muy atenta preguntó que necesitaba y allí fue cuándo, luego de consultarle sobre la cantidad certera de voluntarios que trabajan en la Asamblea, ella respondió: “discúlpeme pero no estamos autorizados a brindar información ni hacer declaraciones a la prensa”, afirmó la atenta voluntaria. (Enviado Especial)


Comentarios


Mucha voluntad