Muchas tierras en poder de firmas sospechosas

NEUQUEN (AN).- El diputado del ARI pampeano Juan Carlos Scovenna afirmó que en esa provincia hay alrededor de 170.000 hectáreas en poder de sospechosas sociedades anónimas de las que se ignora su confirmación, muchas de ellas con raíces en Uruguay.

Scovenna afirmó que el caso de los tres campos que se le adjudican a funcionarios neuquinos -La Mota, El 15 y Los Guanacos- provocó una "saludable reacción" en la comunidad pampeana que "está tomando conciencia sobre la gravedad de esta situación que, en muchos casos, significa la expulsión y el despojo de las comunidades ranqueles". El legislador, otros diputados del bloque del ARI y un concejal de Santa Rosa, llevan adelante una investigación que intenta determinar quiénes son los verdaderos propietarios de miles de hectáreas de campos en esa provincia. Además de políticos se sospecha que hay conocidos sindicalistas ocultos detrás de firmas fantasmas y testaferros.

Scovenna consideró que el Estado tiene mucha responsabilidad en esta situación y reclamó que se levanten las barreras que impiden el acceso a la información: "como diputado de mi provincia no puedo acceder al registro público de comercio, qué puede esperar el ciudadano común", se preguntó.

El caso de los campos, que este diario reflejó en una investigación publicada el martes, fue recogido por el diario "La Arena" de Santa Rosa que avanzó con el tema y reveló la fragilidad de las sociedades anónimas que figuran como propietarias de las 9.000 hectáreas aglutinadas en La Mota, El 15 y Los Guanacos.

Esos campos fueron adquiridos por las empresas Meridiana y Latinsur. Ambas confluyen en el contador uruguayo Angel Campiotti, un hombre mencionado en el informe por lavado de dinero que la ex legislador Elisa Carrió hizo público en 2001.

Scovenna afirmó que la revelación del caso permitió que muchas personas se movilizaran en torno a este tema. "Hay mucha gente que se ha acercado para aportar información, gente que está interesada en trabajar y ayudar, por un lado para proteger y colaborar con las comunidades aborígenes y por otro para saber quiénes se están quedando con las tierras de la provincia", enfatizó el legislador. Añadió que la intención es que el tema "salga de los espacios estrictamente políticos para que la gente que está en organizaciones no gubernamentales tenga un espacio que no sientan ajeno". El martes y el miércoles pasados, Elisa Carrió estuvo en Santa Rosa y se refirió a la venta de tierras que se produjo en los últimos tiempos, no sólo en La Pampa sino también en la provincia de Buenos Aires, en el sur de Santa Fe y Entre Ríos.

Nota asociada: Renunció el segundo de Manganaro en el ministerio  

Nota asociada: Renunció el segundo de Manganaro en el ministerio  


Comentarios


Muchas tierras en poder de firmas sospechosas