Renuncian todos los obispos chilenos tras los escándalos por abusos sexuales

“Hemos puesto nuestros cargos en manos del Santo Padre para que libremente decida con respecto a cada uno”, anunciaron.

18 may 2018 - 10:30

Los obispos chilenos renunciaron en bloque tras los escándalos de abusos sexuales cometidos por religiosos en su país, en un gesto inédito en la historia reciente de la iglesia católica.

Los 34 obispos, 31 en funciones, anunciaron su decisión en el curso de una breve declaración a la prensa en la sala Pío X de un edificio del Vaticano a pocos metros de la basílica de San Pedro.

La declaración fue leída a nombre de todos los obispos por los portavoces de la Conferencia Episcopal chilena, Fernando Ramos e Ignacio González, al término de los tres días de reuniones convocadas por el papa en el Vaticano para rendir cuentas sobre los escándalos de pedofilia y su encubrimiento.

“Todos (...) hemos puesto nuestros cargos en manos del Santo Padre para que libremente decida con respecto a cada uno”, anunciaron.

Francisco se dispone a tomar medidas severas, “cambios y resoluciones”, dentro de la Iglesia de Chile según adelantó en una carta entregada al término de tres días de reuniones en el Vaticano.

En la declaración, los obispos volvieron a “pedir perdón por el dolor causado a las víctimas”, les agradecieron “su perseverancia y valentía” a pesar de las dificultades y de “los ataques de la propia comunidad eclesial”.

Entre los 34 obispos presentes figuran varios de los acusados de haber encubierto durante décadas los abusos cometidos por el sacerdote Fernando Karadima, suspendido de por vida después de haber sido declarado culpable en 2011 de abusos sexuales a menores en los años 1980 y 1990.

AFP

Seguí informado, suscribite GRATIS a nuestro newsletter

NEWSLETTER

Suscribite a “Noticias del día”Recibí todas las mañanas un correo con toda la información.