Municipales de San Antonio Oeste amenazan con retenciones

Reclaman un aumento de 150 en el básico. "Es imposible", replicó el secretario de Hacienda Héctor Larregui

SAN ANTONIO OESTE (ASA)- En estos días parece haber concluído el idilio entre el gobierno municipal conducido por Adrián Casadei y los empleados. La cuestión salarial fue el detonante de un conflicto que podría hoy derivar en una medida de fuerza que paralice la prestación algunos servicios en la ciudad.

El reclamo de los trabajadores apunta a lograr un aumento de 150 pesos en el sueldo básico, lo que ya fue rechazado de plano por las autoridades municipales. Sostienen que tal pretensión es imposible de concretar con los actuales números municipales.

"Nuestra propuesta fue pasarles al básico los 60 pesos que les dimos hace algunos meses -con el voto favorable del bloque oficialista del Concejo Deliberante que aprobó el pago en negro de esa suma-, con lo cual se incrementaría el sueldo de bolsillo de los trabajadores en unos 126 pesos para cada uno, pero no lo aceptan", expresó el secretario de Gobierno, Hacienda y Coordinación de Políticas Públicas, Héctor Larregui.

A partir de octubre, según el presupuesto que está en análisis, la sugerencia del Ejecutivo fue la de aportar unos 600.000 pesos anuales a la masa salarial, lo que permitiría aumentos de entre el 12 y el 27 por ciento de los sueldos actuales, de las categorías más altas a las más bajas.

"Si les diéramos los 150 pesos que piden les significaría a cada empleado unos 372 pesos más en el sueldo, mientras que al Municipio le acarrearía una erogación anual de más de un millón y medio de pesos, lo cual hoy es imposible afrontar", afirmó Larregui.

Los representantes de los trabajadores manifestaron su rechazo a las propuestas del Ejecutivo y afirmaron que están dispuestos a iniciar un plan de lucha que permita llegar a un incremento de 150 pesos. Aunque asumen que muchos empleados no se plegarán a la medida. "Por supuesto que los laderos de los distintos secretarios no se sumarán. Los trabajadores de los comedores comunitarios, jardines y de otras funciones específicas que no pueden dejar sin brindar la atención. Los contratados evitarán sumarse por temor a represalias. Pero creemos que unos 60 o 70 trabajadores se adherirán", afirmaron Gustavo Vázquez y Julio López del Pino.

"Casadei amenazó con descontarnos los días de paro. Nosotros vamos a hacer retención en nuestro lugar de trabajo. Ni en la dictadura se descontaron los días, así que no metan miedo", expresaron.


Comentarios


Municipales de San Antonio Oeste amenazan con retenciones