Murió un joven por presunto hantavirus en Bariloche

La familia denunció “mala atención” en el hospital Carrillo

La víctima fatal tenía 23 años y fue atendido el sábado en el hospital de Bariloche.

Archivo

SAN CARLOS DE BARILOCHE (AB)- Nicolás Díaz, de 23 años, falleció el lunes en el hospital zona “Ramón Carrillo” con un cuadro presunto de hantavirus que evolucionó con extrema rapidez, por lo que su familia acusó a los médicos de no brindarle una atención adecuada y provocar su deceso. Se trata del segundo caso del virus registrado en 10 días aunque es el único con un final fatal. Durante el sepelio, embargado por el dolor, Marcelino Díaz denunció la “mala atención” que recibió su hijo en la guardia del hospital y atribuyó el deceso del joven a la medicación que le suministraron el sábado, durante la primera consulta. “Con la inyección que le dieron se puso peor” sostuvo el atribulado padre. El jefe del DAPA, a cargo del nosocomio, Guillermo Di Lisio, reconoció a “Río Negro” que hubo una diferencia de diagnósticos entre la consulta del sábado y la internación dispuesta el lunes pero aclaró que “no se pone en dudas el desempeño de ninguno de los profesionales” que intervinieron en el caso. El médico anticipó que “se va a realizar, a modo de una auditoría interna, un análisis de situación para ver qué pudo haber pasado con el cuadro que fue tan rápidamente evolutivo y detectar si pudo haber alguna otra instancia en la que se controló al paciente donde se pudiera haber previsto” su situación. No obstante enfatizó que el hantavirus “es una enfermedad rápidamente evolutiva y con una altísima mortalidad”. Díaz concurrió a la guardia el sábado, donde le determinaron un “síndrome gripal”, le suministraron medicación acorde a ese cuadro y lo enviaron a su casa. Di Lisio aseguró que “se le dieron las pautas de alarma para que eventualmente volviera a consultar”. El joven retornó al hospital el lunes con una “insuficiencia respiratoria aguda” que determinó su internación en terapia intensiva y a las pocas horas se produjo el fatal desenlace. La sospecha de hantavirus fue diagnosticada mediante parámetros clínicos y su confirmación dependerá del resultado de los análisis enviados al laboratorio de referencia. El infortunado joven habría contraído el virus en su ámbito de trabajo ya que se dedicaba a realizar desmontes en la zona rural, entre Bariloche y El Bolsón. Su caso es el segundo que se registra en 10 días, aunque el único con consecuencias fatales. En la última semana de marzo un niño ingresó a la guardia pediátrica con una afección respiratoria aguda, con síntomas clínicos de hantavirus, y fue rápidamente derivado a un centro de salud del Alto Valle porque la terapia intensiva pediátrica del “Ramón Carrillo” continúa cerrada por falta de especialistas. Di Lisio informó que en ambos casos se hizo el rastreo de las zonas de incidencia donde pudieron contraer la enfermedad y se descartó el contagio interpersonal. El médico defendió la actuación de la guardia al señalar que “siendo zona de hanta nosotros estamos más que alertas con los casos que vengan sospechosos, sobre todo cuando empieza lo estacional. No son cosas que pasan desapercibidas por guardia, sobre todo con los resguardos adoptados ante el posible inicio de una epidemia de gripe”.


Comentarios


Murió un joven por presunto hantavirus en Bariloche