Nación investigará los aportes a Petrolera Argentina

De Vido ordenó una auditoría para conocer los gastos. Por el Plan Refino Plus recibió u$s 182 millones.



#

El grupo Más Energía echó a 73 trabajadores en medio de una crisis de rentabilidad. Pereyra mantiene un paro por 48 horas.

Energía

NEUQUÉN.- El ministro de Planificación Federal, Julio de Vido, pidió investigar el destino de los incentivos por 182 millones de dólares que se le otorgaron a Renesa y Petrolera Argentina, hoy al borde de la quiebra y con más de 70 empleados despedidos.

El funcionario aseguró que ordenó a la Sindicatura General de la Nación (Sigen) que realice una auditoría sobre esos fondos “para verificar cómo fueron aplicados por la empresa y, en caso de corresponder, vamos a formular las denuncias penales correspondientes”.

En medio de una tensa situación, con denuncias cruzadas y la amenaza latente de paro de 48 horas por parte del gremio, De Vido salió a aclarar que el plan “sigue vigente” y que “se está cumpliendo”.

Las declaraciones del ministro llegaron pocas horas después de que ambas refinerías, nucleadas en el grupo Más Energía del empresario Miguel Schvartzbaum, enviarán un duro comunicado en el que denuncian que aún no hay respuestas y aseguran que “el Estado nacional cambió sustancialmente las reglas de juego” y que esto los arrastró a una situación “sin salida”.

Desde el grupo se exhortó a los funcionarios nacionales para que “intervengan en el conflicto rápidamente ya que la situación sólo podría empeorar de cara al futuro de no mediar una intervención por parte de las autoridades competentes”.

Por su parte, el senador y titular de Petroleros, Guillermo Pereyra, confirmó el paro de 48 horas que empezaría mañana, pero abrió una puerta a desactivar medidas si se consiguen avances en la reunión que habrá hoy en Buenos Aires.

El sindicalista confirmó que se trabajaba en alternativas para que la refinería no cierre definitivamente y que además otras operadoras puedan absorber la producción de Petrolera Argentina (antes tomada por Renesa) para evitar que se profundice la situación. Agregó que en principio el acuerdo sería “hasta que cambien las condiciones” actuales.

“El paro está decidido, pero tengo todas la facultades para levantarlo si es que conseguimos, en las próximas horas, algún avance en las negociaciones por los puestos de trabajo”, señaló el legislador nacional.

En el sector empresario, en tanto, hay mucha preocupación por la situación. Temen que el paro pueda afectar seriamente algunos proyectos de inversión que por estas horas apenas son rentables.

Pereyra viajaba ayer por la tarde a Buenos Aires donde tenía en agenda participar de las reuniones de comisión en el Senado, donde presentaría su posición por la nueva ley de hidrocarburos ante la visita del jefe de Gabinete, Jorge Capitanich. Además esperaba por los resultados de las negociaciones por las refinerías.


Comentarios


Nación investigará los aportes a Petrolera Argentina