Nápoles y Diego, amor eterno



Diego Armando Maradona dio ayer una emotiva vuelta olímpica en el estadio San Paolo de Nápoles, bajo el rugir de 80 mil fanáticos, y el club Nápoli anunció que organizará su despedida el 30 de octubre, día de su cumpleaños, luego de 14 años de no visitar la ciudad.

Nápoli también informó que retirará la casaca número 10 de su plantel, en homenaje eterno al argentino que llevó a la entidad italiana, actualmente en tercera división, al sitial más alto de su historia deportiva.

“Buenas tarde napolitanos. Vuelvo a agradecer a Ciro Ferrara por permitirme acercarme a ustedes. Tanto tiempo alejado, espero que un día pueda volver a Nápoles”, afirmó un emocionado Maradona, saludado ruidosamente por 80 mil asistentes en el estadio.

Maradona, quien regresó ayer al San Paolo después de 14 años también agradeció “por tanto amor” y recalcó que lo emociona que lo recuerden “con tanto corazón”.

El ex futbolista, quien jamás volvió Nápoles tras su salida en 1991, luego de un escándalo de dóping, retornó para participar anoche de una fiesta de despedida del fútbol de Ferrara, ex jugador del seleccionado italiano y de Juventus y compañero del argentino en Napoli.


Comentarios


Nápoles y Diego, amor eterno