Neuquén busca anestesistas fuera de la provincia

Lo decidió el director del hospital Castro Rendón.



NEUQUEN (AN).- La dirección del hospital Castro Rendón decidió salir a buscar anestesistas fuera de la provincia y les ofrecerá un salario superior a los 4.000 pesos. Esta decisión fue adoptada ante la crítica situación que atraviesa el sector de cirugía por la falta de profesionales, que originó un abrupta caída de las prácticas e incluso ocasionó dificultades en la atención de las urgencias.

La medida fue confirmada ayer por el director del nosocomio, José Russo, quien cuestionó en duros términos a los funcionarios de la Subsecretaría de Salud y a los miembros de la Asociación de Profesionales. Desde hace dos semanas las autoridades están recorriendo distintas provincias en busca de los anestesiólogos. “Es la alternativa que encontramos para tratar de salir de la crítica situación en la que estamos, mientras otros prefieren caer en una discusión estúpida y sin sentido”, señaló ayer en declaraciones a “Río Negro”.

Los ofrecimientos se realizaron a profesionales de Córdoba, Buenos Aires, Santa Fe, Catamarca, Santa Cruz y Tierra del Fuego a través de los gremios y las asociaciones de profesionales. En los próximos días, las autoridades prevén empezar a recibir las respuestas y realizar las incorporaciones.

El objetivo es revertir el déficit de anestesistas con los que cuenta el hospital, que en los últimos meses se redujo de diez a tres profesionales. Según explicó Russo, existen dos factores que determinaron esta situación: el sector privado ofrece salarios superiores a los del sistema público -hasta un 50% más-, a lo que se suma la falta de estos profesionales en el mercado.

Un condimento más es el rechazo de parte del gobierno a aumentar los salarios, por considerar que originaría un efecto “catarata” sobre los demás sectores.

Para revertir en parte este panorama, el ofrecimiento económico hecho por el nosocomio es de 4.500 pesos de salario para los que acepten la propuesta, alrededor de mil pesos más de lo que perciben quienes están trabajando en la actualidad. “La oferta debe ser atractiva y les debe permitir pagar un alquiler y asumir todos lo gastos necesarios”, consignó Russo.

El director subrayó que el hospital “no está en condiciones de soportar la crisis quirúrgica que atraviesa: la lista de espera de intervenciones que había hoy es ficticia, porque no se puede trabajar con un esquema y una programación adecuada”. Incluso subrayó que “hay dificultades hasta para atender en las guardias, lo que es una muestra clara de hasta dónde llegó esta situación”.

En este contexto, emitió duros cuestionamientos a los funcionarios de Salud y de la Asociación de Profesionales. “A la Subsecretaría le hemos pedido desde principios de año una solución, y no hemos tenido respuesta; la organización de los Profesionales sólo ha contribuido tirando misiles”, señaló.

“Tanto desde un lado como del otro se han perdido en una discusión estúpida y en el medio quedaron los pacientes”, agregó.

“La otra alternativa que queda es privatizar el servicio como ocurre en otros lugares, pero esta medida implicaría destrozar el sistema público de salud y yo no me voy a quedar para verlo”, concluyó el director del hospital.


Comentarios


Neuquén busca anestesistas fuera de la provincia