No descartan desalojos en la toma Nahuel Hue

El titular de Tierras Municipales de Bariloche aseguró que en verano se va a ocupar todo el loteo usurpado y que se aspira a lograr una urbanización para paliar el déficit habitacional.



#

Para mantener el lote, los interesados deberán cumplir con los requisitos de la ordenanza en vigencia.

SAN CARLOS DE BARILOCHE (AB).- El director de Tierras Municipales, Jorge Paolinelli, estimó que “este verano se va a ocupar todo el loteo Nahuel Hue” y que la futura regularización de la toma no estará exenta de desalojos.

El fraccionamiento, ubicado en la periferia sur del ejido urbano, cuenta con unos 1.600 lotes de los cuales unos 400 son tierras fiscales que el municipio obtuvo mediante un canje de deuda tributaria con los propietarios originales.

La toma organizada de esas tierras, registrada a principio de año bajo el original formato de una reserva de lotes, apuntó a las tierras públicas que el municipio comenzó a preadjudicar en setiembre pasado.

Si bien los informes municipales hablan de unas 1.200 reservas -entre terrenos públicos y privados- las familias que se instalaron en el lugar, ejerciendo una ocupación efectiva de la tierra son muchas menos, apenas un 20 por ciento de esa cifra. La principal razón es la carencia de servicios e infraestructura.

El propio Paolinelli reconoció que no existe un censo ni una cifra cierta de la población instalada en el lugar y se limitó a señalar que “los que pasaron el invierno en Nahuel Hue son los que tenían verdaderas necesidades porque no tenían donde estar”.

El municipio aspira a transformar el loteo en una urbanización de interés social consolidada, que dé una solución efectiva a las urgencias habitacionales más acuciantes.

“Tenemos 400 lotes propios, de los cuales 123 están en condiciones de ser adjudicados, 300 lotes para comprar y el resto para expropiar” detalló. No obstante la regularización de la toma va a deparar más de una fricción social si el municipio cumple con la anunciada decisión de aplicar la normativa vigente.

El primer escollo para adjudicar los inmuebles fiscales es que las tierras adquiridas por canje de deuda todavía no fueron escrituradas ni mensuradas, dos trámites que demandarán tiempo y dinero aún no disponible.

Otro problema de porte será constatar que los ocupantes encuadren en los requisitos de la normativa vigente para convertirse en adjudicatarios.

Por otra parte, Paolinelli aseguró a este diario que “la persona que quiera una parcela en Nahue Hue va a tener que cumplir los requisitos de la ordenanza vigente” y que, de no ser así, “vamos a tener que hacer las acciones de desalojo correspondientes”.

“No hay forma de constatar que los ocupantes no sean propietarios de otro inmueble, porque los registros no están al día, así que vamos a usar una especie de listad de oposición con los nombres de todos los aspirantes para que cualquier vecino de Bariloche pueda objetarlos” explicó.

Llamativamente el funcionario reconoció que la realidad puede pasar por encima de las intenciones oficiales, toda vez que la regularización de las tierras -escrituración y expropiación, según sea- va a demandar mucho tiempo y “Nahuel Hue se va a ocupar todo este verano” dijo.

El municipio cuenta con la venia de Nación para avanzar en la regularización dominial de la toma, de hecho depende de ésta para financiar las tramitaciones y convertir el loteo en un barrio organizado y consolidado.

Pero la organización social de los ocupantes está en manos de la Federación de Tierras y Viviendas, conducida por Luis D'Elía a nivel nacional, que está avanzando por cuenta propia en la corrección de las tramitaciones.


Comentarios


No descartan desalojos en la toma Nahuel Hue