No es la primera vez que sucede el “cuento del tío” en la zona

Desde enero hasta hoy se registraron siete casos y los adultos mayores es el blanco más fácil. Brindan consejos frente a las estafas telefónicas.




El martes fueron denunciados dos hechos. El del millón y medio de pesos que se concretó y otro que fue frustrado por la atenta escucha de una mujer ante la respuesta de su madre a un llamado telefónico.

Los datos que aportaba la mujer mayor generaron la intervención de la hija y la comunicación fue inmediatamente interrumpida.

No obstante es preocupante la cantidad de hechos de esta característica que han sido denunciados en los últimos cinco meses en esta circunscripción judicial. Algunos de ellos con sumas de dinero importantes.

El anterior a estos dos últimos del martes la estafa fue de 290.000 pesos y unos 5.500 dólares a una persona con domicilio en Viedma. Otro por un monto cercano a los 300.000 pesos fue denunciado en Conesa.

Lo cierto es que entre el 12 de enero, oportunidad en que fue radicada la primera denuncia de este tipo hasta anteayer suman siete las presentaciones que generaron investigación sin resultados, hasta el momento. Años anteriores fueron denunciados otros hechos pero no con la frecuencia actual.

Ahora, todos los casos han mantenido la misma modalidad: llamados telefónicos previos simulando ser familiares o amigos de las víctimas mayores de edad o que seres cercanos a ellas se encuentran en situación de riesgo, simulando en algunas de las ocasiones ser los propios hijos o nietos que confunden sus voces con pedidos de auxilios o llantos.

Es llamativo también que, en la mayoría de los casos, en el mismo día fueron denunciados dos hechos iguales. Así ocurrió el 16 de febrero, el 24 de ese mes y este martes 10.

¿Qué hacer frente a los llamados extorsivos?

Desde la Policía y las fiscalías en Viedma se recomendó a la población, sobre todo, a las personas mayores de edad que viven solas tomar precauciones a la hora de responder llamados telefónicos.

Algunos llamadas tienen por objeto a personas mayores que son persuadidos, a través de diferentes excusas, a entregar sus ahorros.

Las víctimas son interceptadas por teléfono y, en base a diferentes argumentos, se los impulsa a entregar el dinero que tienen en su domicilio que, en un horario determinado, pasará a retirar un tercero que posteriormente, se hace presente para cumplimentar el trámite.

Ante estas situaciones se solicitó a la población que indaguen acerca de quien realiza el llamado y que, de no tener real certeza de esa identidad, no acceder ante ningún argumento a entregar dinero u objetos de valor.

Las denuncias por este tipo de hechos pueden ser realizadas al teléfono celular de la Fiscalía de Delitos contra el Patrimonio (02920) 15616598 o bien en la unidad policial más cercana.


Comentarios


No es la primera vez que sucede el “cuento del tío” en la zona