«No está cansada, está vieja»





– Usted aconseja no cansarse a la hora de pensar en soluciones para los problemas del planeta. Pero Francia está cansada, según suele señalar usted.

– No está cansada, está vieja. Eso he dicho. Y lo viejo no necesariamente es sinónimo de cansado. Lo viejo puede estar muy activo y con buenos reflejos. Además lo digo en relación a su burocracia. Los franceses tenemos un Estado muy reglamentarista, muy cargado de papeles que suelen ser una traba para la toma de decisiones por el desaliento que generan. Eso nos pasa, por ejemplo, con la política impositiva?Y esto afecta mucho a los jóvenes, los desalienta. Por eso hablo de vejez, desde esa perspectiva. Y suelo comparar nuestra situación con Gran Bretaña?

– Que es tan vieja como Francia.

– Sí, pero su Estado es más ágil, más liberal en los fundamentos con que se maneja el aparato de Estado, un país que incluso atrae a los estudiantes franceses, que se reciben y muchos de ellos se van a trabajar a Inglaterra. Hay más de 500 mil franceses trabajando ahí.


Comentarios

Para comentar esta nota debes tener tu acceso digital.
¡Suscribite para sumar tu opinión!

Suscribite

Logo Rio Negro
«No está cansada, está vieja»